Santiago Muñiz asumió como director regional de IOMA, pero no renuncia al bloque del FPV

El concejal del FPV de Morón Santiago Muñiz asumió como nuevo director regional de IOMA, pero sin abandonar el bloque. Luego de la confusión que generó la primera comunicación oficial, esta página había publicado erróneamente que había abandonado la banca prácticamente para ir a trabajar con Scioli. Su pertenencia política no está clara en la interna oficialista (al menos en diálogo con este medio no reconoció su nueva corriente), pero lo cierto es que legalmente puede manejar sus dos cargos. Es que renunció a su dieta como concejal (es la más baja). Su (¿ex?) jefe político, Mario Oporto, empezó a trabajar por la Gobernación en 2015 y pide rediscutir la Coparticipación.

Muñiz había sido reelecto en 2011 y pidió a la Secretaría del HCD renunciar a su dieta para mantener los dos cargos. «Legalmente no se pueden cobrar dos sueldos del estado o tener dos cargos electivos, que no es el caso», explicó y sostuvo que su desembarco viene a estimular la operatividad de la cartera, a pedido del presidente del IOMA,  Dr. Antonio La Scaleia,  quien lo puso en funciones en reemplazo de otro moronense como Hugo Zillioto, quien asumió como asesor de Presidencia de la Obra Social (ambos médicos, peronistas, presidieron la Asociación de Profesionales del Hospital Morón, el primero en los noventa y el otro en la gestión sabbatellista).

La Scaleia puso el foco en la necesidad de “dar y poner lo mejor, donde a uno le toque estar, porque es ahí donde una sociedad empieza a cambiar”

En el acto que se realizó el martes en la sede ubicada en Buen Viaje 1436, Zillioto agradeció al titular del IOMA por el acompañamiento en “todo el camino que recorrimos juntos y la confianza que me brindó al permitirme asumir esta función hace ya casi tres años”.

Muñiz, por su parte, también agradeció el respaldo de su antecesor y el de La Scaleia “por confiar en mí para esta tarea que me honra” y se comprometió “a poner lo mejor para estar a la altura de las circunstancias”. Refiriéndose al “nuevo camino que me toca recorrer, reflexioné que no se parece en nada a lo que hice anteriormente, porque detrás de cualquier caso que me toque atender en el futuro siempre estará la salud de los trabajadores de la Provincia en juego”. Por eso se comprometió a “redoblar los esfuerzos cotidianos para darles la funcionalidad que se merecen los trabajadores y afiliados”.

 

Oporto gobernador

El diputado nacional Mario Oporto sorprendió al confesar que le gustaría gobernar la provincia de Buenos Aires, tras 12 años de mandato como director de Educación: “No niego nada a mis sueños. Me siento capaz para ser gobernador”, dijo en diálogo con latecla.info.

Además, el legislador aseguró que la provincia tiene “muchas dificultades”. “Un déficit estructural y una disminución muy grande en el reparto de la coparticipación federal. Por otra parte, la problemática del área urbana es muy dificultosa. Con esta estructura fiscal, económica e institucional va a ser muy complicado darle una transformación a la provincia”, diagnosticó.

En tal sentido, Oporto dijo que a Buenos Aires “no se la puede discutir como un tema aislado de los grandes temas nacionales”, sino que “hay que repensar la Argentina, y dentro de la Argentina repensar la viabilidad de las provincias». Hasta ahora, se había ceñido al discurso oficial de que la Coparticipación no se puede discutir «porque ningún gobernador quiere ceder» y porque Nación ayuda a las Provincias con obras. Pero ese discurso parece haber quedado atrás, más consustanciado con la nueva interna del PJ que con el relato K.

“Hay que re-pensar el régimen federal. Y en este sentido adhiero totalmente a la postura de Julián Domínguez de trasladar la Capital. Tenemos que tener una ciudad que nazca como ciudad federal de todos los argentinos”, insistió sobre la propuesta del titular de la Cámara de Diputados.

Consultado sobre la necesidad de revisar el Fondo del Conurbano, Oporto destacó que “fue creado para hacer obras en el Conurbano, por lo que, por más que se recree, no va a solucionar el problema estructural de la provincia, que es el pago de salarios”. “Alguien me podría decir que lo que gasta la provincia en obras lo podría trasladar a salarios, pero sucede que la provincia gasta casi nada en infraestructura”, precisó.