El concejal Laviuzza reaccionó con furia contra Hernán Sabbatella por una versión periodística

La paz duró muy poco. La segunda sesión ordinaria del año terminó en un escándalo, después de que el concejal del Frente Renovador Jorge Laviuzza le pidiera al presidente del cuerpo, Hernán Sabbatella, “ratificar o rectificar” una versión que daba cuenta de supuestas sospechas sobre la honestidad de su bloque. “Te voy a romper la boca”, le dijo cuando, finalizado el debate, siguió la discusión.

El jueves por la tarde, terminaba la sesión con un repudio a las agresiones sufridas por el ministro de Seguridad de Santa Fe, cuando Laviuzza tomó la palabra y se refirió a una entrevista que la concejal del GEN Analía Zapulla había dado a FM Pacífico después del reparto de las comisiones, que la había dejado con las manos vacías. “Me ha sorprendido en una editorial de un medio de Morón en función de un reportaje que se le  hace a una concejal de este cuerpo y que según lo que se desprende usted le habría expresado: que ‘habían cuidado las comisiones que se les iba a entregar al Frente Renovador, para que no pudieran ni si quiera quedarse con 20 pesos’”.

La declaración sorprendió a todos, incluso a la concejal, que no negó ni confirmó sus dichos al programa El Otro Lado, que publicó la desgrabación (de manera casi intentendible, por ciento), en su versión digital (Eolonline). Tampoco contestó por el micrófono Sabbatella, que cerró la sesión, tomó agua y comenzó a discutir con Laviuzza. El concejal Renovador lo increpó y llegó a decirle, según dejó trascender propio el oficialismo, “te voy a romper la boca”. Del otro lado le habían preguntado, según testigos, si estaba “borracho”.

eolLa situación pareció desbordar cualquier interés político dentro del recinto. Hubo un intento de sacar una declaración de todos los bloques en repudio al edil del massismo, pero finalmente hubo sendos comunicados de Nuevo Encuentro, y otro del bloque socialista, que repudió el hecho. “Es lamentable que tengamos en el recinto, ocupando una banca como representante del pueblo de Morón a una persona violenta, identificada con lo peor de la historia de este municipio que es el rousselotismo y que encima se atreva a patotear al presidente del Concejo con amenazas contra su persona”, sostuvo Rogelia Franco.

Antes del escándalo, y de perder los estribos, Laviuzza había dicho sobre la nota que “esto no eleva para nada el debate, tampoco le quiero imputar palabras a usted, pero esto ya roza otras cuestiones, como son el honor y la moral de los 24 miembros que estamos acá sentados en este recinto”.

“Le pido que ratifique o rectifique si esto es verdad, yo no lo sé, ya que esto fue público. Si no sería una manera complicada de empezar el año legislativo, cosa que no queremos y que usted nos pidió que no hagamos”, advirtió el renovador a Sabbatella, que hace diez días cerraba los acuerdos para el reparto de las presidencias de las comisiones, dos de las cuales quedaron para el massismo: Salud y Ambiente.

La que también la ligó fue Zapulla. “Que el GEN acepte la decisión de la amplia mayoría del HCD y se ponga a trabajar”, apuntó el concejal Marcelo Ríos. Y agregó: “la distribución de las comisiones fue aprobada por siete de los ocho bloques con representación en el Concejo Deliberante, por 20 votos contra 2 y refleja la representatividad y la voluntad de consenso de cada una de las fuerzas en dicha distribución”.

Se haya ido de boca, o le hayan puestos palabra de más, Zapulla optó ahora por no salir a contestar, dejar pasar en chubasco y aguardar a que vuelva la paz en el recinto.