HCD Morón: fuerte debate sobre el gasto y la autonomía en la Rendición de Cuentas de 2013

Los bloques de Nuevo Encuentro, FPV y UDESO aprobaron por 13 votos contra 9 la Rendición de Cuentas Municipal 2013, con un devengado de casi 1200 millones de pesos sobre un Presupuesto de $795M propios, producto del aumento de ingresos y de las transferencias de Nación y de Provincia, pero con varias metas sub ejecutadas o directamente desafectadas en materia de obra pública.

Los votos en contra obedecieron a las bancadas del Frente Renovador, GEN, PS y UCR. La concejal Vanesa Sosa (responde a Cariglino) se ausentó y su par del massismo Jorge Laviuzza se retiró durante un cruce de palabras con el presidente del HCD, Hernán Sabbatella, quien también echó a un asesor.

“Esta Rendición demuestra un verdadero interés del gobierno municipal por cumplir de manera equitativa con el objetivo de mejorar la calidad de vida de todas y todos los vecinos de Morón”, aseguró el titular del cuerpo transcurrida la sesión del jueves. Y agregó: “Además, muestra que se administraron los recursos públicos siguiendo una acción de gobierno estratégica, planificada y transparente”.

Según se informó, más del 80% de los recursos fueron destinados a seguridad ciudadana, obras públicas, Infraestructura, mantenimiento urbano y políticas sociosanitarias. En las áreas de Salud y Desarrollo Social se invirtió el 49% del total. El gasto en personal representó el 54 por ciento del Presupuesto.

En el transcurso del debate, la oposición intentó demostrar que hubo menos inversión que la anunciada y que dependió de recursos extraordinarios. Las fuerzas que integran el Frente Amplio UNEN destacó la “dependencia” financiera y política con el Estado Nacional. El FPV reivindicó al Gobierno en esa función y para el N.E. hubo una relación directa entre las políticas de Nación y Municipio.

No sorprende a esta altura que la concejal Virginia Veyga, miembro informante del bloque sabbatellista, haya comenzado su alocución contextualizándolo con una mirada positiva de la economía, aunque ese análisis trascendió el ejercicio fiscal en consideración y terminó por justificar el ajuste de febrero.  “Se comenzó a vivir un enfrentamiento entre quienes quieren que este proyecto continúe y quienes quieren arrasarlo. Aprovechando la restricción externa, distintos grupos de poder intentaron generar estado de desestabilización, con transacciones y el mercado de tipo de cambio.  Así buscaron llevar el dólar a precios extremos y demostrar un ajuste clásico”, afirmó.

Luego de repasar los últimos anuncios sobre la actualización de las Asignaciones, sostuvo que “la gestión municipal se da en el marco de un gobierno que intenta mejorar el nivel de vida de los argentinos”.

Siempre en positivo, destacó el aumento del 40% de los Ingresos tributarios en 2013 ($270 millones) en relación al año anterior; y del 30% en el caso de los No Tributarios. Hubo, según su informe, un Superávit de  $45 millones. Sobre un gasto total de 1.179 millones, 417.457.509 se gastó en salarios municipales (54%) y $130M en la recolección de residuos que realiza la empresa Urbaser.

 

Seguridad

De acuerdo a la información oficial, el gasto en  seguridad aumentó un 15% respecto del Presupuesto previsto para 2013. Seguridad Ciudadana demandó el año pasado más de 30 millones. No obstante, el incremento de los recursos, efecto de la inflación o la subestimación, sumado a los 150 millones de transferencias de partidas, llevaron a que el gasto varía de las metas originales. Por eso, el Frente Renovador cuestionó que se hubiera invertido menos del porcentaje previsto.

“El presupuesto preveía un 3% seguridad y el ejecutado es de 2.6%. En los discursos lo ponen como una batalla primaria. Hay 213 cámaras de seguridad instaladas en Morón, pero sólo 13 son domos, y hay 80 en reparticiones públicas”, sostuvo Martín Marinucci, titular del bloque massista, quien también cuestionó la vulnerabilidad del personal civil de Seguridad Ciudadana que patrulla el distrito.

El crédito en Seguridad era de $24.5M. En 2012 se presupuestó $18.4M, pero el ejecutado fue de $24.1M. En 2010 ocupaba el  4.14% del Presupuesto; 2.77% en 2011; 2.55% en 2012; y 3.29% en 2013.

 

UNEN la crítica

Aún los concejales progresistas más cercanos al oficialismo rechazaron la Rendición por su falta de autonomía. “Nuestro municipio se convirtió en un apéndice del gobierno nacional, perdiendo la autonomía política que impulsó un proyecto transformador, que hoy se diluye, convirtiendo a Morón en un municipio más del gran Buenos Aires”, sostuvo la socialista y ex funcionaria municipal Adriana Kreiman. Fue la primera en aludir a la “subestimación de recursos municipales, que propicia la ampliación y distribución de partidas. La libre disponibilidad de los recursos faculta la discrecionalidad”, explicó. Sostuvo que, producto de la mejor recaudación, hubo $25M de libre utilización.

De los recursos totales, $731 correspondieron a origen municipal y coparticipación y $487M a financiamiento de Nación y Provincia. “Si mañana se termina la ayuda de Nación sólo se podrían pagar sueldos o insumos”, dijo. Y agregó: “se redujeron partidas de bienes de uso para gastos de funcionamiento. En paralelo se incrementan partidas para bienes de uso con fondos de Nación. Hay falta de autonomía fiscal y de rendimiento. Es un municipio subordinado.  Esto Ahoga el federalismo”.

También destacó la necesidad de readecuar el contrato de la Recolección, que demanda el 90% de la TSG.

El concejal  radical Marcelo Joaquim también se refirió a la autonomía presupuestaria, que “era del 70% en 2007”. “Hemos perdido casi 21 puntos  de autonomía a 2013”, sostuvo, respecto de Nación.

Pero, sin dudas, fue Analía Zapulla, del GEN, la que más castigó. Ella puso en duda la eficacia de la ayuda externa también, que se publicita de manera constante. Se recibió un 68% de los recursos provinciales esperados; sólo un 46% de Nación”, explicó. Sin embargo, el acento lo puso en la sub ejecución de partidas y el gasto discrecional en publicidad y en la Caja Chica.

Según informó, la Secretaria de Transparencia Institucional  gastó $10.5Mill, pero utilizó el 81% del crédito. Planificación Estratégica utilizó menos del 60%: $482M. Proyectos como los shopping a cielo abierto o la reconversión lumínica  “se desafectaron”. La primera etapa del nuevo Hospital Municipal (finalizaría en agosto), devengó el año pasado $65M, de los $120M presupuestados (de Nación).

Un párrafo aparte mereció el tema inundaciones. En plena disputa por el manejo de la ayuda a los vecinos damnificados, Zapulla comparó el renovado entusiasmo del oficialismo desde la sesión convocada por la oposición”, con la inversión de los últimos años, que fue menor a lo que se había previsto.

“En 2007 estaba programadas obras por 1.6 millones pero sólo fueron devengados 277.500 pesos; en 2008 se gastó 313 mil pesos de  los $3.6M (91% menos); en 2009, de un millón para bombas depresoras se devengó cero pesos; en 2010, de 4 millones para obras hídricas se devengó $5000 (99% menos); en 2011, 857 mil pesos contra 3 millones. En 2013, 319 mil pesos, contra $1.5M de Presupuesto”. La excepción fue 2012, cuando se incrementó un 46% el gasto previsto y cerró en $1.4M.

En el mismo sentido, se quejó por la subejecución del 61% del presupuesto para arbolado y espacios públicos, y del 65% en la caso de mantenimiento de Redes viales. Bacheos y Pavimentos tuvo una meta desafectada. Y apenas superó el 30% de lo Presupuestado para Pavimentos Comunitarios y Pavimentos Comunitarios; áreas para las cuales se pidió un crédito al BAPRO por $25M.

En otro orden, denunció que se destinaron $192 mil pesos a Publicidad de la donación que el Bingo Morón le hizo al municipio por 600 mil pesos, “pese a que el artículo 2 del convenio obligaba a destinarlo a obras públicas o asistencia social. Se incurre en un incumplimiento claro”, apuntó Zapulla.

El punto de la propaganda  tuvo otro round. Cuando, además del gasto, cuestionó las campañas en radios alejadas, como los casos de La Plata (la Universidad) o Mar del Plata. Informó que la agencia de Publicidad ALECO se convirtió en 2013 “el tercer proveedor” del municipio, por los montos que maneja.

Asimismo, se refirió al gasto de una Caja Chica que representa $3.5M al año. Cuestionó la aparición de tickets de pizzerías y paradas de Ruta 2, como también de “facturas no habilitadas por AFIP”. También el “Decreto del intendente 1.581 de 2008 por el cual autos particulares se pone a disposición del municipio. La comuna corre con los gastos  termina siendo un beneficio para secretarios y asesores. Se cubren de gastos de áreas que tienen autos. Este año encontramos infinidad de tickets donde no figura el dominio del automóvil ni el motivo de la utilización”, denunció.

 

Deportivo

Por último, la concejal del GEN se quejó por los subsidios que el Municipio otorgó al Deportivo Morón durante 2013, en algún caso a modo de adelanto por derechos de construcción que no percibió.

“El año pasaron aprobaron entregarle al club 6 millones de pesos. Para este año se espera que ingrese dinero a ese fondo. Pero esta partida salió de Planificación Estratégica. Fue un subsidio que no será devuelto por el club. Además se le otorgó 200 mil pesos para seguridad. Por Publicidad gráfica: 200 mil. Y 100 mil para mejorar infraestructura. El año pasado se giró $2.500.000 (por ordenanza), lo que implica una erogación que representa ocho veces y media más el gasto para obras hidráulicas”, finalizó.