PLAC denunció que ponen trabas para que vecinos no puedan votar contra el cierre de calles

Parque Leloir Asociación Civil (PLAC) denunció hoy el «virtual bloqueo a la inscripción al registro de oposición» que el Municipio publicó la semana pasada como un artilugio para avanzar con el cierre de las calles del barrio, gracias a una ordenanza de protección ambiental.

Municipio habilitó un registro de oposición para que sea más difícil frenar el proyecto de «ordenamiento de tránsito». Hasta el viernes de la semana pasada, se informaba en la delegación que comenzaría a funcionar el lunes pasado. «En el día de ayer fuimos informados por vecinos que se presentaron en la delegación para firmar el registro en oposición, que fueron impedidos de registrar su voto aún habiéndose identificado con DNI y que en el mismo figuraba el domicilio dentro del radio comprendido por el decreto», denunció hoy PLAC.

«El personal denegó el derecho a registrar el voto en disenso argumentando que se debe presentar documentación respaldatoria (Escritura de dominio, Boleto de Compraventa, Contrato de Alquiler o Poder de Usufructo) sin que pudieran detallar cuál ley, ordenanza o decreto impone tales condiciones documentales (ya que el decreto N°347 claramente no lo hace)», destacó en un comunicado.

«Es esta un clara maniobra del Municipio para bloquear la inscripción de vecinos en el registro de oposición al requerirle la exhibición de documentación privada y, aún peor, exigiéndole dejar una fotocopia de la misma en la delegación a sabiendas que el vecino será (por lógica) muy reticente a presentar. La burda maniobra implementada por el Sr. Intendente queda completamente a la luz con sólo comparar los requisitos que hace pocos meses se pedía a los vecinos de Ituzaingó para registrarse en el Presupuesto Participativo (apenas DNI o un servicio a su nombre donde figure el domicilio)», sostuvo PLAC.

La semana pasada la oposición intentó derogar el artículo 18 de la ordenanza 2013/07 en una presentación sobre tablas, pero ninguno de los bloques K aceptó tratarlo. El proyecto sigue su cuso en comisiones, a la espera de que llegue al recinto, donde con mayoría simple se podría terminar con el mentado cierre del barrio, que nació con la idea de un plan piloto para reducir el tránsito en Leloir.