12J: vecinos marcharon a la delegación para pedir que no obstaculicen las calles de Leloir

Vecinos protestaron el sábado pasado por el registro de oposición que habilitó la administación Descalzo hasta el 30 de julio para avanzar luego sobre el virtual cierre de calles en el barrio Parque Leloir, en base a un polémico artículo que la oposición quiere derogar.

La reunión tuvo lugar en la plaza De los Baqueanos y De la Media Caña y marchó luego a la Delegación Municipal con 130 participantes, donde el presidente de Parque Leloir Asociación Civil (PLAC), Hernán Chiuchich, leyó el texto de la nota firmada por la institución y referentes que posteriormente fue entregada al delegado.

El Dr. Carlos Romano, socio fundador de PLAC, quien presentara la primer nota “Me Opongo” y es Coordinador de la Mesa Vecinal que convocó al 12J que PLAC integra y adhiere, sostuvo que «a raíz de delitos en el Parque que fueron acompañados de violencia hubo una importante autoconvocatoria de vecinos» tras lo cual surgió una idea de «cierre del parque como receta».

«Debo manifestar que el parque no puede cerrarse por razón jurídica más allá de la razonabilidad o intención que exista detrás de su promoción o rechazo. Y debo decir que una obstaculización progresiva de calles tampoco producirá nunca un cierre eficaz aún cuando fuera intención, se esté o no en esa idea. Esto trajo división y crispación aún distinta a la problemática de la inseguridad», sostuvo.

Luego el proyecto se pasó al eufemismo de “reordenamiento vehicular” bajo el criterio de lentificar el tránsito, con obstáculos en determinados ingresos,en base al artículo 18 de la ordenanza 2013, que protege áreas ecológicas. Luego, los vecinos «fuimos desoídos y ninguneados».

«Es que finalmente se convoca con el modelo propio de las minorías que intentan imponer criterios, mediante un Registro de Oposición, y bajo la misma tosudez obstáculos de cemento a los ingresos. Por eso, y aunque por decreto nos quieran enmarcar como opositores, luchamos y nos movilizamos sin partidismos, con o sin los partidos políticos en nuestra marcha, y sin afectar las buenas intenciones de nadie contra un modelo de exclusión y una modalidad ineficaz que sólo distrae».

«Por eso estamos convocados aquí para sumarnos sobre las buenas ideas que van reuniendo consenso. No queremos notables e iluminados desplegados en asambleas vecinales. Ni tampoco queremos reunirnos para ser espectadores de aquellos que pretenden imponerse de manera soberbia y alzando la voz. Ni facilitamos que las autoridades distraigan sus obligaciones detrás de la incertidumbre de los vecinos. Preferimos que nuestras autoridades se hagan cargo y dispongan el aporte de diferentes técnicos y que nos confirmen las mejores opciones para atender la seguridad. Preferimos que las autoridades trabajen concretamente y nosotros supervisarlas. Y de anunciarnos su imposibilidad de recursos sumarnos con ellos. Pero no desgastarnos detrás del que encubre lo que no hace.

Montar un sistema de oposición sobre un ideario que no tiene andamiento alguno en materia de seguridad ya va más allá de avanzar sobre la aflicción de la gente, es también especular sobre un factor que nos arrastra y desconocemos, es instalar o abusar una modalidad», afirmó Romano.

Lo acompañaron concejales de UNEN, que ayer salieron a ratificar su oposición. «Tal como está planteado, el cierre de Parque Leloir es inconstitucional», sostuvo Esteban Vallarino (PS).

“Luego de 7 años de su sanción y con el plazo completamente vencido, se intenta aplicar el polémico art. 18 de la Ordenanza N°2013 para obtener en contra de la ley, una delegación de facultades claramente ilegitima y contradictoria”, agregó Marcos Isla (Libres dS).

Gabriel Jara (GEN), aclaró: “A pesar que el Intendente y sus concejales dicen estar contra el cierre, se resisten a aprobar nuestro proyecto que propone la derogación inmediata el art. 18 de la Ord. 2013 para transparentar las posiciones y pasar a discutir soluciones reales contra la inseguridad en la zona. En el Concejo Deliberante, la Comisión de Tránsito ya emitió dictamen favorable y solo falta una firma en la Comisión de Legislación para tratar el tema en el recinto.”

“De no reunirse el voto del 30% del área (casi mil frentistas), el Intendente conseguirá la facultad de autorizar a su arbitrio la instalación de canteros cruzando las calles para obstruir la circulación vehicular. La manifestación del pasado 12 de julio a la Delegación Norte, es una clara muestra de la resistencia de vecinos al cierre”, apuntó Nahuel Segovia (LdS).