Vecinos abrieron un petitorio en «Change.org» en oposición a la ampliación de La Cantábrica

Vecinos de Haedo lanzaron una campaña de firmas a través del sitio www.change.org, donde se presenta un petitorio por «el derecho a vivir en un medio ambiente sano» y en contra del proyecto de ampliación del parque Industrial La Cantábrica sobre terrenos del FFCC cedidos por el Gobierno.

El proyecto, que tiene once años entre carpetas y anuncios oficiales, comenzó a tomar forma cuando la Municipalidad inició el proceso para darle aprobación al uso de suelos en el HCD. La iniciativa pasó por el HCD para un estudio de prefactibilidad y el acuerdo entre la comuna y Nación. Sin embargo, a la hora de llevarlo a audiencia pública, decenas de vecinos se presentaro con quejas y pidieron la marcha atrás de la obra.

Los votos del oficialismo, el massismo y el PRO había dado respaldo a la iniciativa, pero UNEN puso reparos. La presión de la gente evitó que el proyecto se apruebe a fines de 2014 y pasara para este año, aunque miembros del Ejecutivo y el propio intendente dieron el aval al avance del polo industrial.

A todo esto, en la audiencia los propios propietarios de las empresas en La Cantábrica, que en buena medida serán los que ocupen la nueva parcela, defendieron la inversión, las fuentes de trabajo y desmintieron que hubieran muertes por contaminación. Ferroviarios, en cambio, pidieron que las tierras no sean traspasadas por considerar que es estratégica para el esquema de transporte. También hubo dudas respecto de la inversión.

El petitorio en la web está dirigido a los 24 concejales. A este día está respaldado por más de 230 firmas y espera reunir otras 260. «Somos vecinos del partido de Morón, en el Gran Buenos Aires, Argentina, que defendemos nuestro derecho a vivir en un medio ambiente sano y propendemos a un desarrollo sustentable», comienzan la carta, que reza:

«El Gobierno Nacional y el Municipal están a punto de entregar tierras del Ferrocarril Sarmiento en Haedo para la ampliación de un ya cuestionado Parque Industrial denominado “La Cantábrica”, cuyas empresas consorcistas son privadas. Para ello precisan que el Concejo Deliberante de Morón cambie los usos permitidos que tiene esa tierra en el Código de Ordenamiento Urbano.
NOS OPONEMOS A LA AMPLIACIÓN Y SOLICITAMOS QUE NOS APOYEN FIRMANDO NUESTRA PETICIÓN PORQUE:

1. El Parque Industrial que se pretende ampliar está inserto en pleno núcleo urbano, a pocas cuadras del centro de Haedo y del de Morón, en medio de casas, edificios, y comercios. Este no es un sitio adecuado, un Parque Industrial debe ubicarse fuera de la ciudad, en zonas complementarias o rurales.

2. Ya existe en esta zona un sector industrial de 48,8 hectáreas conformado por: dos Parques Industriales, La Cantábrica (19 hectáreas) y el Parque Industrial Morón (12,3 hectáreas)y dos grandes fábricas (de 12,1 y 5,4 hectáreas) Como si esto fuera poco, se pretende ampliar el Parque La Cantábrica hasta duplicarlo. Este posee industrias molestas y peligrosas (categoría 2 y 3) y ya ha tenido conflictos con los vecinos por temas ambientales, olores nauseabundos en la zona, incendio de magnitud, etc. Se desarrolló en los últimos años privilegiando el incremento de la industria en un sitio no adecuado, cuando al mismo tiempo los espacios verdes, tan necesarios para paliar la contaminación, han sido insuficientes y se desperdiciaron oportunidades de crearlos.

3. Existe una gran carencia de espacios verdes públicos en Haedo y en el Partido de Morón, como ocurre en casi todo el Gran Buenos Aires. Es frecuente escuchar sobre la falta de éstos en la Capital, pero en el Conurbano la situación de m2 verdes por habitante es peor. Al respecto no se cumplen las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, ni la Ley de Suelos ni los Lineamientos Estratégicos de la Provincia de Buenos Aires.

4. Con este proyecto el Ferrocarril quedaría privado de la playa de maniobras y cargas de Haedo que une tres ferrocarriles de igual trocha: Roca, Sarmiento y San Martín, un espacio estratégico que podría necesitar en el futuro, con lo que se compromete la recuperación y desarrollo del Sistema Ferroviario Nacional.

5. Las industrias que se instalarían serían ampliaciones de algunas existentes en La Cantábrica y, mayoritariamente, traslados de empresas que ya funcionan en algún otro sitio. La creación de puestos de trabajo no sería significativa y no justifica este proyecto.

6. Aunque podrían ser acertadas para promocionar la instalación industrial en otros sitios del país, la eximición de Tasas e Impuestos y las facilidades crediticias que se proponen constituyen un privilegio que no se justifica para promover que se instalen industrias en un sitio tan privilegiado, al mismo tiempo que conflictivo.

7. Durante la década de los 90 el Estado Argentino se desprendió de gran parte de su patrimonio mediante un amplio proceso privatizador. ¿Es correcto seguir entregando bienes del Estado a manos privadas? Los grupos empresarios pueden comprar con su dinero tierras privadas, en sitio adecuado para hacer un Parque Industrial como corresponde, sin tener que depender de la generosidad del Estado Argentino.

8. Ampliar el Parque Industrial significa aumentar de manera importante la demanda de servicios como electricidad, agua y gas. Ya existen serias deficiencias en estos servicios y no parece recomendable volcar recursos económicos y técnicos a dar satisfacción a la instalación de nuevas demandas de la industria, antes que a la población que ya habita hoy el Partido.

9. Actualmente los terrenos en discusión tienen una superficie absorbente del agua de lluvia (tierra y pasto). Si la ampliación se lleva a cabo se impermeabilizará un 75% de la superficie del terreno y el agua no absorbida deberá volcarse a la red pluvial complejizando la situación actual de inundaciones frecuentes por lluvias intensas.

10. La ampliación del Parque Industrial aumentará los efectos de la llamada “isla de calor,” (mantenimiento de las altas temperaturas) dada la inercia térmica de la masa constructiva de cemento y ladrillos de las nuevas fábricas que aparecerá en reemplazo del actual espacio abierto o un posible nuevo espacio verde recreativo.

11. Incrementar la actividad fabril significa aumentar el tránsito de camiones de gran porte y longitud, inadecuados para atravesar núcleos urbanos, lo que ocasionará más congestionamiento de tránsito, ruidos y contaminación.»