Apareció la joven secuestrada en Castelar

Tras horas dramáticas de búsqueda Camila Ronco, una adolescente de 16 años de Ituzaingó, apareció en la tarde de ayer en la Comisaría 39 de Villa Urquiza, donde denunció que había sido secuestrada. Investigan qué sucedió desde que se subió al colectivo 269 a la salida del colegio, en Castelar.

Fueron cinco horas de angustia y tensión. Pasada las 15 del miércoles, Camila desapareció sorpresivamente cuando estaba a punto de volver a su casa en Ituzaingó. Regresaba del colegio y antes de descender del colectivo 269 le había dicho a su mamá “esperame que estoy cerca”.

Camila había salido del Instituto Inmaculada ubicado en Pedro Goyena al 1900 de Castelar en busca del colectivo. Pero cuando estaba por Arias y Lincoln fue subida a un auto.  A partir de alli, el celular estuvo continuamente apagado. La angustia y desesperación se apoderó de todos los que quieren a Cami.

Facebook Twitter estallaron en ruegos pidiendo que alguien aporte datos sobre la menor. Pocas veces un episodio tuvo tanta repercusión en tan poco tiempo.

Paralelamente, la familia se comunicó con el 911 y puso en alerta a las fuerzas de seguridad.

Alrededor de las 20, la adolescente fue ubicada en los alrededores de Villa Urquiza por personal de la seccional 39. La familia todavía no salió a hablar, pero se sabe que apareció descalza y sin mochila. Y se cree que la habrían soltado por la gran repercusión que tomó el hecho a las pocas horas.