Morón venció en el final a Tristán Suárez, por 2 a 1, y vengó la eliminación del Reducido de 2014

En el arranque de la 11° fecha del torneo de Primera B Metro, Deportivo Morón se impuso 2 a 1 ante Tristán Suárez, con un gol agónico de Emiliano Mayola. De esta manera, el equipo de Giunta (5-1-0 como local) llegó al 5° lugar de la tabla con 17 puntos, y un partido más que el resto.

El último duelo ante los de Ezeiza había sido de visitante y terminó con escándalo. No por el partido, que fue un horrible empate en cero, sino por eliminación por penales del Reducido, en el que el Gallo no había podido convertir ni desde los doce pasos y dejó enfrentados al técnico con el goleador Damián Ákerman, a quien pidió que echaran del club. En aquel momento hubo entredichos, hasta que finalmente el 9 emigró a otra categoría.

No se jugaba un ascenso, pero la victoria sobre la hora tuvo un sabor a revancha. Si se trata de merecimientos, los de Blas fueron justos vencedores. Porque durante todo el encuentro mostraron ambición para ganarlo frente a un Lechero que se tiró atrás tras la expulsión de Melián a los ’66.

A los 11’ llegó la apertura tras un grueso error de Mauro Beltramella. Todo nació en una gran jugada personal de Emiliano Mayola, quien se soltó desde el fondo hasta tres cuartos, por el centro, sacándose dos hombres de encima y abriendo con elegancia hacia la derecha a Cristian Yassogna. El ex Estudiantes-BA habilitó a Fede Domínguez y éste, casi entrando al área chica, la paró y le pegó de zurda. Iba al medio y parecía fácil para el golero rival, pero increíblemente se le escurrió a Beltramella y lentamente ingresó en su valla. La igualdad del «albiazul» arribó a los 35′.

En el ST, Monzón plantó una línea de cinco defensores y dejó aislado a Facundo Diz en el ataque. Por ende, Morón se lanzó con todo en busca de inclinar la balanza a su favor. Y si bien le costó clavar la última estocada, tras un centro bárbaro llegó Emiliano para cabecear el balón a la red.

Fuente: Ole, Mundo Ascenso

Foto: O. Abades