Habría acuerdo en la Legislatura para limitar la reelección de los intendentes bonaerenses

Esta semana la Legislatura Bonaerense podría terminar con la reelección indefinida de los intendentes, gracias a un acuerdo entre el Frente Renovador, que impulsó la propuesta en 2014, y Cambiemos, que necesita aprobar Presupuesto con endeudamiento y una reforma impositiva para 2016.

Según el diario platense El Día, hay acuerdo en ambas cámaras. El FPV es primera minoría y se había negado a tratar las reelecciones con dos argumentos: por el lado legal, alegaban que había que modificar la Constitución Provincial y que no bastaba con reformar la Ley Orgánica de Municipalides; por otra parte calificaban a la iniciativa de «oportunista», logrando el rechazo de barones peronsitas, tanto del FPV como del Frente Renovador.

Sergio Massa, quien negocia directamente con la gobernadora María Eugenia Vidal, había prometido en su momento extender el límite a los legisladores. Ahora, los legisladores de Cambiemos comprometieron su respaldo a la iniciativa, que también será votada por las bancadas del GEN.

El proyecto  -firmado por los diputados Ramiro Gutiérrez, Lisandro Bonelli y Valeria Arata- limita los mandatos de los jefes comunales, senadores y diputados provinciales a dos períodos consecutivos, con posibilidad de volver a ser elegidos con un intervalo de cuatro años, a partir de una modificación de los artículos 3, 7 y 92 de la Ley Orgánica de las Municipalidades (6769/58). La iniciativa no pone tope al mandato de concejales

De aprobarse la iniciativa, el artículo 3º de la ley establecerá: “El Intendente y los Concejales serán elegidos directamente por el pueblo, durarán cuatro (4) años en sus funciones y podrán ser reelectos.

En el caso de los intendentes, sólo podrán ser reelectos por un período consecutivo y elegidos nuevamente con el intervalo de un período. El Concejo se renovará por mitades cada dos (2) años”.

De esta manera, los jefes comunales sólo podrán estar consecutivamente ocho años al frente de una intendencia, aunque dejando pasar un período podrán volver a presentarse para el cargo. Esto terminará con buena parte del poder territorial de los barones del PJ, un bastión que los intendentes manejan y hacen pesar a la hora de las elecciones. Aunque puede debilitar a la mayor fuerza política del país, viendo las últimas elecciones bien podría significar el regreso al debate partidario interno, alternancia y formas más democráticas dentro del PJ, UNA o cualquier fuerza.

La ley no es retroactiva, es decir que recién comienza a regir a partir de 2019, y quienes hoy ocupan el cargo de intendente podrán presentarse tanto en las elecciones de ese año como en las de 2023.

Otra de las modificaciones del proyecto del Frente Renovador está en el artículo 7, que establece que las funciones del intendente y los concejales son incompatibles con las de “Gobernador, Vicegobernador, Ministros y Miembros de los Poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial, Nacionales o Provinciales”. Y también “con las de empleado a sueldo de la Municipalidad o de la Policía”.

Es decir que un concejal no podrá ocupar otro cargo político, aún cuando renuncie a una de las dietas, como sí lo permite le ley vigente. Los únicos cargos públicos que se pueden ejercer, además del de concejal o intendente es el de médico o de docente de una entidad pública.

Por otra parte, el proyecto también modificación de la Ley Electoral de la Provincia de Buenos Aires (5109), y pide la incorporación del artículo 13 BIS, que quedará redactado de la siguiente manera: “ Los Diputados y Senadores serán elegidos directamente por el pueblo, durarán cuatro años en sus funciones y sólo podrán ser reelectos por un período consecutivo y elegidos nuevamente con el intervalo de un período. Ambas Cámaras se renovarán por mitades cada dos (2) años”.