Inhibida, Cristina trató de «burra» a Stolbizer, quien le contestó: «No soy amiga de lo ajeno»

Por segunda vez en el año. Cristina Fernández se presentó en Comodoro Py por la causa de dólar futuro, aunque afuera la bancó mucha menos militancia, la mayoría del Nuevo Encuentro. La ex presidenta fue inhibida y  luego salió a explicar las maniobras sospechosas sobre sus cuentas bancarias.

La liturgia sabbatellista se movilizó temprano desde Morón hasta el edificio de Tribunales, en Retiro, para acompañar a los diputados del FPV que todavía son fieles a la Jefa. La ex presidenta debía notificarse del procesamiento y el embargo dictados en su contra por el juez Claudio Bonadio.

Después, CFK subió al quinto piso, donde funciona la fiscalía de Gerardo Pollicita, que entiende en el caso Hotesur y tiene la denuncia formulada por la diputada Margarita Stolbizer por «extraños movimientos bancarios en las cuentas de diferentes empresas de la familia Kirchner». También aseguró que «existirían cajas de seguridad a nombre de la familia Kirchner y/o sus empresas que atesoran millonarias cifras en dólares».

Al salir de Comodoro Py, la ex mandataria embistió contra Stolbizer. Dijo que «no entiende lo que lee» y que «además es burra». Y remarcó que la ex candidata presidencial «además tiene una causa por tráfico de información, contra la diputada, porque traficaban información para realizar denuncias».

La legisladora le respondió por twitter que no tiene relación con el juez. «Confirmo: seguro no sé todo lo que me gustaría y otros/as saben. Pero seguro algo no soy: amiga de lo ajeno», lanzó.

Cristina habló poco y nada de sus propias causas, pero salió a dar insólitas explicaciones sobre el manejo de sus propios ahorros en blanco. Su propio aparato de prensa aclaró que hubo maniobras para convertir los pesos que tenía en dólares. «Y ¿por qué dolaricé? Porque la verdad que no sé qué va a hacer esta gente con la economía. Yo quiero ser absolutamente sincera, a mí me agarró el Plan BONEX y el corralito», sostuvo la ex mandataria.

La diputada sostiene que hay diferencias entre los depósitos a plazos fijo que informó CFK en sus declaraciones juradas con otros documentos públicos suscriptos por ella. Ahí, hace hincapié en la sucesión de Néstor Kirchner. También acusa a Máximo Kirchner, diputado nacional y fundador de La Cámpora, por falsear su declaración jurada. Uno de los puntos más reveladores de la nueva denuncia de Stolbizer fue la existencia de cajas de seguridad a nombre de los Kirchner en bancos. «Los diferentes procesos judiciales pueden requerir a las entidades bancarias información sobre las cuentas de la familia, pero resulta imposible para los Bancos informar el contenido de las cajas de seguridad», alertó.

Como consecuencia de la denuncia ante Polillita, el juez federal Julián Ercolini le pidió hoy al Banco Central, que identifique todas las cuentas bancarias de la expresidenta, así como las de sus hijos Máximo y Florencia, en el marco de la causa Hotesur, uno de los hoteles alquilados por Lázaro Báez.

 

13621009_617194435097380_4649560375439652787_n