Denuncian proscripción en la elección de un Centro de Estudiantes del Dorrego de Morón

A 7 días de la elección en el Centro de Estudiantes del Profesorado del Colegio Manuel Dorrego de Morón, una agrupación denunció que no la dejaron participar por ser «la oposición a Cristina». El establecimiento tiene una larga historia de militancia estudiantil, pero fue copada por el FPV.

El escándalo saltó esta semana en el Instituto Superior de Formación profesional del establecimiento ubicado en Casullo y Rivadavia, donde se dictan diferentes profesorados. Allí se recibió por ejemplo Luis D Élía, a quien los estudiantes repudiaban cuando el centro del secundario era de izquierda.

No hay que confundir tampoco entre los dos niveles. En el Dorrego se formaron el ex intendente Martín Sabbatella; el actual director de DDHH de la comuna, Francisco Mones Ruiz, y la referente de Libres del Sur, Sibila Botti, que enfureció al enterarse que proscribían una lista que ella salió a apoyar.

Este sector emitió ayer un comunicado, en el que afirma que «a tan solo 7 días de la elección, la conducción del Centro de Estudiantes actual junto con la complicidad de los directivos del instituto votaron a puertas cerradas la proscripción de nuestra lista, en un claro acto de censura».

«Tanto el Centro como la directora Esther Salinas nos acusan de estar en falta con el estatuto, el cual nunca fue publicado y jamás estuvo al acceso de los estudiantes. Siete personas que integran la lista oficialista se sintieron con el poder de quitarle a los estudiantes el derecho a elegir su representación gremial. A escondidas optaron por anular nuestra lista, la única que se presentó como opción frente a la actual conducción del centro».

Para Botti, Salinas es «filokirchnerista». Y si bien asume que hay alumnos «independientes» en las dos listas que participarían de la elección, confió su apoyo a la opositora y sostuvo también que el oficialismo responde al Movimiento Evita. En su cuenta de Facebook, la conducción del Centro muestra una foto con Edgardo Binstock, el número tres del Evita, ex funcionario K y hombre de Morón.

«Consideramos que estamos siendo víctimas de un claro acto de fraude al violarse las reglamentaciones vigentes: la resolución provincial 4900/05 de Centro de Estudiantes y la resolución 918/01 sobre los Consejos Académicos, las cuales fomentan el ejercicio de derechos y la libertad de expresión, la participación estudiantil y la independencia de los estudiantes para poder votar a sus propios representantes», sostiene la oposición.

Ayer, en tanto, el oficialismo subió en comunicado a su cuenta:

«La lista Avalancha Popular jamás decidió, ni votó, ni realizó acción alguna para proscribir a nadie. Por el contrario, abogamos por la libre participación de todos los espacios políticos. Sucede que la Lista 10 – El Impulso- no cumple con los avales mínimos para poder presentarse a elecciones», enfatizó.

«En vistas de ésta irregularidad y en pos de valorar la participación de los integrantes de esa lista, Avalancha Popular propuso integrar ambas listas y conformar un espacio de unidad», comunicó el oficialismo.

«Está en nuestros valores bregar por la participación de todos los integrantes de nuestra institución. Entendemos, y comprendemos que los ánimos se hayan exaltado en vistas de que los integrantes de El Impulso no puedan cumplimentar con el estatuto y resolución vigente, pero consideramos que es un error salir a hacer declaraciones caprichosas que manchan el honor y el buen nombre de estudiantes y directivos.
Salvados esos comentarios falaces, es nuestra intención darle lugar a todas las expresiones y es por eso que proponemos la lista de unidad.
Esperamos que en el futuro se arbitren mejores canales de diálogo y comunicación por el bien de la institucionalidad y funcionamiento de la herramienta gremial estudiantil por excelencia», apuntó en su red social.