La CGT Regional también tendría triunvirato

La CGT Regional Oeste busca su normalización, a dos años de vencido el mandato, pero no llega a un acuerdo. Como pasó en 2014 y 2016, hay dos sectores en pugna. Los más kirchneristas pretenden conducirla, mientras que Camioneros, Comercio y Estaciones de Servicio van hacia un triunvirato.

Este año volvieron las conversaciones para elegir autoridades, luego de la unificación de la Central Obrera, que achicó la brecha K y anti K a nivel nacional. Las manifestaciones contra el Gobierno también ayudaron: tanto de un lado como del otro se plegaron al paro del jueves, con sus matices.

La CGT Regional (Morón, Hurlingham, Ituzaingó y Merlo) todavía tiene a SETIA como referencia, acompañada por Gastronómicos y Comercio. Este grupo intentó cerrar acuerdos con el moyanismo, aunque éste no tiene un secretario para ubicar a la cabeza (pretendía proclamar a Marcelo Notario, delegado de los recolectores de Merlo). Eso no fue aceptado por la actual conducción, como tampoco una CGT encabezada por los ultra K.

Así quedaron las cosas a fin de año. Sin embargo, el tiempo de la normalización se acerca. Los gremios están a la espera que baje la cúpula para poder armar la lista. La UOM y Sanidad quieren estar en el nuevo triunvirato, lo cual no es aceptado por el grupo que actualmente conduce a la Regional.

El oficialismo adoptaría el modelo CGT unificada y propone de triunvirato a Carlos Acuña (el concejal de Ituzaingó e hijo del diputado provincial y secretario de Estaciones de Servicio, actual triunviro de la CGT mayor), Víctor Hugo Pintos (tesorero del SEOCA, los mercantiles de zona Oeste) y Notario.

Aunque no está confirmado si habrá lista única o elecciones, habida cuenta de la interna con la UOM, la Regional se reunió la semana pasada para acompañar el paro de la CGT nacional. En esa reunión fueron acompañados por el Rubén «Pollo» Sobrero, el único que no salió de la cuna peronista.