«No nos rompan las pelotas», la respuesta del cuartel de Bomberos de Morón al informe de PPT

Antes no teníamos una mierda y ahora que tenemos no nos rompan las pelotas». La frase fue la respuesta que salió esta mañana desde el Cuartel de Bomberos de Morón, cuando este medio intentó comunicarse para que alguien respondiera al demoledor informe de PPT.

La voz decía ser «el jefe del cuerpo» y aseguró que no había nada para responderle al programa de Jorge Lanata, que anoche expuso al negocio de las tragamonedas en la Provincia y a las dudas que genera el destino de $300 millones que, por ley, las empresas de azar deben girar a entidades sin fines de lucro.

Un concejal K que preside la cooperadora fantasma de un hospital de Avellaneda y los Bomberos de Morón fueron tomados como casos ejemplares del pacto que existe entre empresarios, políticos, organizaciones de bien público y un mar de recursos que no tiene ningún control.

«Bien o mal, el año pasado Bomberos de Morón recibió 19 millones de pesos. Antes el Estado no estaba presente. Por eso llegaron a poner un plazo fijo por 36 millones», explicó anoche el director de Lotería y Casinos de la Provincia, Martín Lanusse.

PPT se acercó al cuartel de Morón, mudado hace algunos años a la avenida Yrigoyen, junto al Cementario Municipal, de la mano del periodista Rodrigo Alegre, quien fue atendido en la puerta. De todas formas circularon fotos de las camionetas exéntricas que tiene la Asociación.

En las redes sociales poco queda de la biografía del Cuartel. Apenas una imagen subido anoche de un bote en un río de La Matanza, durante una inundación. El cuerpo tiene 6 lanchas.

«Son unos hijos de puta, no tenemos nada que contestarles», se despachó un oficial del Cuartel, esta mañana, sin posibilidad de pregunta alguna.

El informe

En la Provincia existen 46 bingos repartidos en 32 municipios. En realidad lo hacen bajo la fachada de bingos, pero son casinos electrónicos con máquinas tragamonedas que no paran de facturar. Periodismo para todos reveló que hay millones de pesos del juego que debieron destinarse para un fin social, se esfumaron sin ningún control.

La ley 13.063 de mayo de 2003 regula que las entidades de bien público deben recibir el 1 por ciento de la recaudación de las maquinitas. Lo insólito es que, en 21 años, nadie controló hacia dónde iban esos fondos millonarios.

Hay hospitales en mal estado, un cuartel de bomberos VIP, una cooperadora trucha a cargo de un concejal kirchnerista, y se alimenta parte del negocio del fútbol. Hay 300 millones de pesos al año que debe ir para un lado, y va para otro. La información surgió a partir de una auditoría de la dirección de Lotería y Casinos de la provincia de Buenos Aires.

Uno de los casos más polémicos está en Berazategui, la tierra del intendente k Juan Patricio Mussi. Allí, los fondos tenían un destino final: el Hospital provincial Evita Pueblo. Un equipo periodístico de PPT encabezado por Rodrigo Alegre viajó a esa localidad para entrevistar al director de ese centro de salud, Rodrigo Castañeda. El funcionario médico, que está hace un año y pocos meses, conocía de la existencia de una cooperadora pero casi no tuvo diálogo con su titular.

Los bomberos voluntarios de Morón tienen una flota de treinta vehículos, la mayoría comprados en los Estados Unidos. La estrella es la camioneta «fire one»: una 4×4 tipo monster.

Estas camionetas son conocidas por aplastar a otros vehículos en shows multitudinarios. Además, compraron dos súper camionetas importadas para apagar incendios forestales, seis embarcaciones con motores fuera de borda en una localidad que no tiene ríos ni lagunas, y una camioneta comando con un drone.

Las inversiones inmobiliarias y financieras son millonarias. Tienen un estacionamiento medido, tres locales, un galpón, dos plazos fijos con 36 millones de pesos. «Nunca nadie los controló desde Lotería de la Provincia. Lotería debe ser un beneficio social para todos. Debe ir a un hospital no a otro fin. Para eso se creó el organismo», comentó el director de Lotería desde hace un año y medio, Martín Lanusse.