Más allá del soterramiento, piden más puentes y túneles para el corredor Sarmiento en Morón

Si bien con la obra del soterramiento del tren Sarmiento se proyectan dos puentes, en Santa Rosa y en Pueyrredón, el secretario de Planificación Estratégica de Morón, Leandro Ugartemendía, solicitó al Ministerio de Transporte otras obras para mejorar la conectividad norte-sur en el distrito, como también en Ituzaingó.

Esas obras adicionales serían tres túneles: en Zapiola, Castelar, y en los cruces de Alvear-Del Himno; y Foks- Dean Funes, en Haedo.

El puente en Santa Rosa podría aliviar la congestión del tránsito, ya que allí el cruce es sólamente de sur a norte. Y no hay cruces hasta la estación Castelar, en dirección a Capital. El otro, sobre la calle que limita Morón con Haedo a la altura del Sarmiento, facilitaría la circulación del tránsito pesado.

Respecto a la financiación de los proyectos, una alternativa sería que se incluyan en la obra del soterramiento de la Línea Sarmiento, que de acuerdo al anuncio de las autoridades se extenderá entre Caballito y Castelar, cuyo obrador se encuentra en Haedo.

En consecuencia, el bajo nivel de Haedo y el puente en el límite entre esa ciudad y la de Morón tendrían la característica de “provisorios”.

En el distrito de Morón hay 6 cruces a distinto nivel con el Ferrocarril Sarmiento: subterráneos, Estrada-Juan B. Justo (Haedo), French-Azcuénaga (de un solo sentido de circulación y restringido a tránsito liviano), Casullo-Grant (mano hacia el Norte), Valle-Saldías (mano hacia el Sur) y Cañada de Ruiz (donde también hay un puente), en la ciudad cabecera.

La ausencia de cruces desde Haedo en dirección a la Capital Federal (el siguiente es el puente ubicado en el límite entre los partidos de La Matanza y Tres de Febrero, a la altura de las avenidas República y Díaz Vélez) y de Morón en dirección a Moreno (el siguiente es el de Ratti, luego de la estación de Ituzaingó) provoca congestión, especialmente en el de Estrada-Juan B. Justo-Haedo.