Investigan si las balas del Club SITAS llegaron a un jardín de infantes

La noticia salió de un jardín de infantes de El Palomar y reavivó una vieja queja de los vecinos por el polígono de tiro del Club Sitas. Una maestra aseguró que la «rozó una bala». A raíz de la nota en un canal de televisión se radicó una nueva denuncia en la Comisaría Sexta de Morón.

Desde hace dos años los vecinos del jardín de infantes Almafuerte de El Palomar denuncian situaciones similares. Subrealismo o insólito desidia. Este jueves, una maestra que llegaba a tomar su turno al mediodía, podría haberse convertido en la primera víctima fatal, según denunció.

Faltaban minutos para las 13 y la docente entraba a la escuela. Fue entonces cuando sintió un «silbido» a la altura de las piernas. Era una bala. «Le pasó a menos de 20 centímetros de la pierna», sostuvo esta mañana en TN Karina, otra vecina. Como prueba mostraron varios casquillos.

«Los fines de semana es un infierno», dijo la vecina y enfatizó: «Disparan como locos». Ella misma tiene todavía en su casa un vidrio roto por ese motivo. Aunque hace un año las autoridades del club se comprometieron a techar el predio, todavía los vecinos están esperando que lo hagan. Mientras, siguen esquivando la tragedia.

Fuentes policiales informaron que, a partir de la nota televisiva, tomó intervención la Comisaría 6ta de Morón, por «averiguación de ilícito».

Trascendió que por el momento, ningún docente del jardín accedió a identificarse, por lo que tomo intervención la Unidad Fiscal de Investigaciones 3 de Morón.

La Societa Italiana di Tiro a Segno, nombre del que proviene la sigla SITAS, fue fundada a fines del siglo XIX y tuvo su sede en Devoto.

Ocupa el predio actual de la calle Marconi, entre Formosa y Palacios, desde 1938. El club se expandió más allá de las actividades de tiro y allí se practican distintos tipos de deportes.

Fuente: TN