Por un paro del Sindicato de Custodios, hubo demoras en los colectivos de la Empresa del Oeste: Tenían personal en negro

El Sindicato Unidos Trabajadores Custodios Argentinos (Sutca) inició un paro este miércoles en la base que la Empresa del Oeste tiene en Morón Norte, que afectó a varias líneas de colectivos. Este conflicto se resolvió cuando tomaron nota de las condiciones de trabajo que sostenía la empresa de seguridad que presta servicio a la empresa.

Ante la medida de fuerza del Sutca, las líneas 461, 462, 463, 464, 443, 441, 390, 320, 302 y 244 no funcionaron normalmente hasta la media mañana, cuando el paro y la movilización, que obstaculizaba la entrada y salida de colectivos, se levantó.

El problema no era con la compañía de colectivos, sino con la empresa de seguridad que contrata (Seguridad Haedo) para custodiar las bases operativas y administrativas, que a su vez terceriza ese servicio en otra que se denomina «Legionarios».

«Rara vez una sola empresa concentra tantas irregularidades de manera simultánea. Es el caso de Legionarios que la ubican claramente fuera de la ley. Somete a los trabajadores a jornadas laborales de 24, 36 y hasta 48 horas. Contrata personal en negro», informaron en el gremio.

«Solo abona el básico y de manera ilegítima se niega a liquidar horas extras, feriados y horas nocturnas. No realiza los aportes previsionales. Tampoco paga el presentismo y los viáticos. El recibo de sueldo no coincide con lo efectivamente liquidado. Aún no abonó el aguinaldo. Los trabajadores no cuentan con el curso de capacitación obligatorio; y ni siquiera tienen uniforme y no están habilitados», detallaron.

Además, manifestaron que «tamaño cúmulo de infracciones nos hizo suponer la inmediata conformación de una mesa de diálogo para regularizar la situación. Nada más alejado de la realidad».

«Se negaron sistemáticamente a corregir los incumplimientos y nos empujaron a decidir una inmediata medida de fuerza en salvaguarda de los derechos de los trabajadores. Pedimos disculpas a los pasajeros. No nos quedó otra alternativa», advirtieron.

Según explicaron en el gremio, Transporte del Oeste y la empresa Haedo fueron intimadas a cambiar de compañía, resguardando las fuentes laborales. El punto es que la misma mecánica aplica otras empresas del Conurbano, ante la ceguera del Estado.