Un porteño que volvió de Italia el domingo es el primer caso de Coronavirus confirmado dentro de la frontera argentina

Un porteño de 43 años, que llegó el domingo en un vuelo desde Italia, es el primer caso confirmado de coronavirus Covid-19 en el país. El hombre se acercó este martes a la clínica Suizo Argentina con fiebre y una sintomatología respiratoria y quedó internado. Los estudios dieron positivo, por lo que en el Ministerio de Salud saltaron todas las alertas.

«Tenemos el primer caso confirmado en el país», dijo González García desde la sede del Ministerio de Salud de la Nación. «Vino de Italia y muestra que estamos cumpliendo con todos los protocolos», agregó.

Por su parte, el ministro de Salud porteño Fernán Quirós contó que el paciente, un ciudadano argentino de 43 años,»fue aislado rápidamente, se le tomaron muestras y no estuvo en contacto con nadie en la sala de espera».

En este sentido, Quirós dijo que «la posibilidad de contagio es muy baja porque el paciente no tuvo contacto social desde que llegó a Buenos Aires. Vive solo y muy rápidamente se presentó ante los síntomas».

El ministro de Salud, Ginés González García, junto a Carla Vizzotti, secretaria de acceso a la salud, y Fernán Quirós, ministro de Salud de la CiudadEl ministro de Salud, Ginés González García, junto a Carla Vizzotti, secretaria de acceso a la salud, y Fernán Quirós, ministro de Salud de la Ciudad Fuente: LA NACION – Crédito: Santiago Filipuzzi
Por su parte, la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, también presente en la conferencia, dijo que se trata de un caso «importado». «La persona ingresó al país el 1 de marzo. Fue a la tarde, con un cuadro febril, tos y dolor de garganta inespecífico», dijo.

«Se implementó el protocolo y fue aislado preventivamente. El 2 ingresó al Malbrán y hoy al mediodía teníamos la confirmación. Un caso importado no cambia lo que venimos haciendo. Sigue siendo una etapa de contención en la Argentina», agregó.

En cuanto a las acciones que el Ministerio está realizando a partir del caso registrado, Vizzotti dijo que se está «identificando y contactando» a los pasajeros que viajaron en el mismo vuelo que la persona contagiada.

La Argentina es el tercer país de la región en tener un caso confirmado de coronavirus Covid-19, luego del detectado en Ecuador y los registrados la semana pasada en Brasil. En las últimas horas también se confirmó un primer caso en Chile.

Ayer, la secretaria de Acceso a la Salud del Ministerio de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, junto a funcionarios de los ministerio de Seguridad, Transporte, Educación, Migraciones y expertos de sociedades científicas, brindaba una conferencia de prensa sobre situación epidemiológica que atraviesa el país en relación al dengue, el sarampión, y el COVID-19.

Con respecto al dengue, Vizzotti indicó que actualmente se registra circulación viral en 13 jurisdicciones del país con un total de 680 casos confirmados sin antecedente de viaje y tres fallecimientos. Este brote de la enfermedad en algunas zonas del país se produce en el marco de un escenario de brote epidémico que está viviendo la Región de las Américas con la circulación de los cuatro serotipos.

La funcionaria nacional y los expertos presentes subrayaron la importancia de mantener las acciones de descacharrado en los domicilios para disminuir la presencia del mosquito vector de la enfermedad y la consulta temprana al centro de salud ante la aparición de síntomas como fiebre, dolor muscular, decaimiento y dolor detrás de los ojos, al tiempo que recalcaron la importancia de no automedicarse para evitar el agravamiento del cuadro clínico.

Luego de una minuciosa descripción del brote de sarampión que se encuentra en curso en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y las Regiones Sanitarias V, VI, VII y XII de Ia provincia de Buenos Aires, el cual ya acumula 156 casos y una persona fallecida, los participantes fueron enfáticos a la hora de hablar de la necesidad de contar con altas coberturas de vacunación.

El sarampión, una enfermedad viral que puede causar complicaciones graves y muerte, especialmente en niños menores de cinco años, tiene la ventaja que es prevenible por vacuna. En ese sentido, Vizzotti y los expertos explicaron que el sarampión tiene una alta transmisibilidad –9 de cada 10 personas que están en contacto con una persona que tiene sarampión es posible que se enfermen–, por lo cual es necesario contar en la población con coberturas superiores al 95% para disminuir la cantidad de personas susceptibles de enfermar.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación, junto a las provincias y los efectores de salud, se está llevando a cabo una fuerte tarea de vacunación contra el sarampión para poder detener el brote y desde hace tiempo se han establecido acciones de vacunación ampliada en las regiones afectadas. Al respecto, Vizzotti abogó por la responsabilidad individual e indicó que el comienzo de las clases debe tomarse como una oportunidad para completar los esquemas de vacunación de los niños y lograr la inmunidad que permitirá proteger no solo a las personas que se vacunen, sino también a aquellos que por distintas razones de salud no pueden recibir la inmunización y son susceptibles de enfermar.

Además, los expertos señalaron la importancia de la consulta temprana ante la aparición de síntomas como fiebre, rush y exantema ya que “el sarampión es una enfermedad que tiene la particularidad de contagiar cuatro días antes de la aparición de síntomas y cuatro días después”, lo que genera que deban desarrollarse tareas de bloqueo con vacunación a los contactos de las personas afectadas por esta enfermedad.