El HCD de Morón en la Plaza: Una concejal pidió sesionar en forma remota por estar embarazada y generó una polémica

El Concejo Deliberante volvió a sesionar este mediodía, al aire libre, en la plaza San Martín. Después de dos meses sin reuniones presenciales, trató 20 expedientes, aunque el principal tema fue la ausencia de la concejal de JxC Natalín Faravelli, quien pidió participar en forma remota por atravesar un embarazo y terminó por denunciar que fue discriminada.

Entre los expediente se destacaba la asistencia financiera de $37.800.000, en el marco del “Fondo Especial de Emergencia Sanitaria para la Contención Fiscal Municipal”. Se convalidaron tres acuerdos de colaboración entre el Ejecutivo y los hoteles Casablanca, Cabildo y «Haedo» para hospedar a vecinos en aislamiento por posibles casos de Covid-19.

Por otro lado, aceptaron la donación de dos termómetros de frente Microlife por parte de la Empresa Tránsito Seguro S.A. y $35.000 efectuados por la Asociación de Magistrados y Funcionarios del Departamento Judicial de Morón.

También se aprobó la designación de la Dra. Valeria Farace como interina a cargo del Juzgado de Faltas Nº1 de Morón; y del Dr. Javier Baez como titular a cargo del Juzgado de Faltas 4. Además de una donación de alfajores al Municipio.

Fue al principio y, en su primera alocución, la concejal de Cambiemos Analía Zappulla planteó que su presidenta de bloque no había podido estar por su cuestión de salud. Y que tampoco se habían debatido mecanismos de trabajo deliberativo online, acorde a los tiempos. «No hay ninguna disposición legal que lo permita» , la cruzaron desde el oficialismo.

Casi de inmediato, Faravelli hacía una denuncia por su cuenta de Twitter, que fue replicada por legisladores y dirigentes de JxC. ¨No me extraña el machismo. Estas decisiones van en contra de las instituciones de la democracia y no es la primera vez que me falta en respeto. Es mi obligación trabajar para los vecinos de Morón. Presenté una denuncia ante el INADI por esta situación. Laviuzza integra un espacio político donde se dicen feministas y en los hechos cada vez que encuentran la oportunidad, discriminan.  En este caso, por mi segundo embarazo¨, afirmó.

La concejal macrista ya había tenido un cruce con Jorge Laviuzza, cuando era entonces era ella quien ocupaba la Presidencia del cuerpo. Fue después de tener a su primer hijo, que en una acalorada discusión, el entonces concejal del FR le criticó que no se pidiera licencia y permitiera a otro administrar el debate. En aquél momento ella contestó que no lo hizo para no perder la obra social. Una falla legal de la Ley Orgánica de Municipalidades que sigue sin ser corregida.

Incluso desde un comunicado, en el macrismo cuestionaron que Laviuzza «no sólo no sesionó por 60 días sino que se manejó por mensajes de Whatsapp y acotó la Mesa de Entradas solamente al ingreso de los proyectos del oficialismo. Tampoco publicó, como es su deber, el Boletín Oficial y de esta manera se generó un un semi estado de derecho».

A todo esto, la concejal del GEN Sandra Yametti, salió a cuestionar con fastidio el tiempo que se utilizó para tratar un asunto no pautado. «En la reunión de presidentes de bloque esto no se planteó. Estamos en una pandemia. Y se suponía que íbamos tratar sólo los temas ya acordados. Los acuerdos son difíciles de trabajar. Pero si se hacen, se cumplen».

“Vinimos porque estaban garantizadas todas las condiciones para sesionar de distanciamiento e higiene. Tratamos de tomar las mejores opciones para darles las garantías a la sociedad de que es un Estado presente, y que se pueden seguir llevando a cabo todas las acciones para resguardo de la salud”, alegó el concejal Marcelo González del Fte. de Todos.