Una beba de un año, de Marcos Paz, y una nena de 6 de La Matanza son las víctimas más jóvenes de Covid19 en el país

En el informe de coronavirus de ayer se conoció la muerte de una beba de apenas un año, la víctima más joven de la pandemia en el país. También falleció una nena de 6 años, que tenía antecedente de enfermedad oncológica. Ambas vivían en la Provincia de Buenos Aires.

Desde el Ministerio de Salud indicaron que la paciente de un año presentaba «antecedente de enfermedad neurológica y enfermedad pulmonar crónica obstructiva con Oxígeno dependiente».

La beba, nacida en Marcos Paz, había sido internada el 11 de mayo y falleció durante las últimas horas del martes.

El intendente, Ricardo Curutchet, brindó una conferencia este miércoles por la mañana en la que repasó la situación epidemiológica de la zona y expresó sus condolencias a la familia de la beba «que padecía una dura enfermedad de base, y falleció en un centro de salud porteño tras contraer COVID», afirmaron en un comunicado.

En cuanto a la nena de seis años, se comunicó que ingresó a un hospital privado el 16 de junio por leucemia aguda y en su internación se constató su resultado positivo para coronavirus​.

La pequeña pasó a la terapia intensiva en solo 24 horas donde quedó alojada hasta que falleció el último viernes, según los registros del Ministerio de Salud bonaerense. De todas formas, su fallecimiento se conoció en el parte diario nacional de este miércoles a la noche.

La anterior víctima más joven había sido una nena de 7 años que estaba internada en el Hospital Garrahan y que padecía un cuadro de fibrosis quística.

Por otra parte, la Policía Bonaerense tuvo este miércoles la primer baja por el coronavirus. Se trata de un representante del Grupo Motorizado de La Matanza, Eduardo Maximiliano Benítez, quien falleció en el Hospital Paroissien que está ubicado en Isidro Casanova.

El jefe de la Policía, comisario general Daniel García, dispuso dos días de luto en la fuerza.

“El señor Jefe de Policía lamenta comunicar el fallecimiento en acto del servicio del oficial Eduardo Maximiliano Benítez, numerario de la Estación de Policía Departamental de La Matanza”, indica la circular.

Seguidamente, la fuerza comunicó que por el cumplimiento de los protocolos sanitarios “no se llevará a cabo capilla ardiente” y que los restos de Benítez serán inhumados este miércoles en el Cementerio de González Catán, al que sólo podrán asistir 10 familiares directos.