Morón lanzó un programa para entregar toallitas higiénicas de manera gratuita en dependencias públicas de la Comuna

El Municipio de Morón puso en marcha el programa “MENSTRUAR”, para garantizar el acceso equitativo a productos de cuidado personal. El lanzamiento estuvo a cargo del intendente Lucas Ghi, junto a la secretaria de Mujeres, Géneros, Diversidad y DDHH, Cinthia Frías. La iniciativa fue aprobada antes en el HCD a instancias de un proyecto de Sandra Yametti (GEN).

«Desde el Estado avanzamos en esta agenda de garantizar derechos y de procurar igualdad. Nos interpela a seguir pensando de qué modo gobernamos con perspectiva de género, donde el horizonte sea generar condiciones efectivas, reales, materiales, para que encuentre sentido la construcción de esa sociedad de derechos que admire y promueva la diversidad, desde el respeto y la convivencia «, señaló ayer el intendente Ghi.

La secretaria Frías sostuvo que «tenemos una fuerte decisión para seguir adelante en la construcción de nuevas políticas con perspectiva de género y diversidad. Este programa viene a reducir las brechas de desigualdad, pero, además abre las posibilidades de seguir trabajando en conjunto con la comunidad”.

La ordenanza pretende garantizar el “Derecho al acceso igualitario de la gestión menstrual”, y fue implementado a través de la Secretaría de Mujeres, Géneros, Diversidad y DDHH. De esta manera, el Municipio es pionero en la provincia de Buenos Aires, y uno de los tres en el país, junto con Santa Fe y San Rafael, en poner en funcionamiento esta nueva política pública.

Durante esta primera etapa, se entregarán toallas higiénicas descartables en los Centros de Atención Primaria de la Salud (CAPS), en las Casas de la Juventud, y el Centro Municipal “Vivir sin Violencia”.

Actualmente, en el 58,3% de los hogares hay al menos un cuerpo menstruante de entre 13 y 50 años.

Según un sondeo realizado por la Dirección de Géneros y Equidad del Municipio de Morón, el costo de 24 toallitas higiénicas al mes varía entre $160 y $350, lo que genera un gasto anual de entre $1920 y $4200 por persona. Por ese motivo, es considerado un producto de primera necesidad, y su acceso equitativo garantiza derechos fundamentales a niñas, niñes, adolescentes, jovenas, mujeres, lesbianas, bisexuales, varones trans y no binaries.

Además, el programa brindará información sobre la salud menstrual a través de distintas campañas educativas y comunicacionales. Las mismas, se van a llevar adelante con el propósito de transformar la mirada con la que la sociedad se vincula con esta temática, visibilizar ventajas y desventajas sobre productos de cuidado, y promover alternativas más saludables, económicas y sustentables.

Cabe destacar, que presenciaron el lanzamiento en vivo, a través de las distintas plataformas, más de 160 personas.