HCD Ituzaingó: Aprobaron el Presupuesto, la «Reserva Natural» de Udaondo y otro festival de vías de excepción

Sobre el epílogo del año deliberativo, el Concejo Deliberante de Ituzaingó aprobó hoy por unanimidad el Presupuesto Municipal para el 2021. Entre otros proyectos de interés social se mezclaron también otros 35 de vías de excepción para la construcción de complejos de viviendas fuera de Código Urbano.

Con el aumento de tasas incluida (25% en marzo con ajuste al 40% a sola firma del intendente), el Cálculo de Recursos para el próximo año quedó establecido en casi 3.7 mil millones de pesos. Dos mil millones corresponden a recaudación genuina y el resto por coparticipación y fondos específicos.

Esta parte del debate no ameritó grandes diferencias, aunque hay datos que hablan por sí solos del estado económico de la administración: El salario mínimo por siete horas de trabajo semanal quedó establecido en $13.810 para el personal administrativo, y entre $18 y $20 mil para el resto de los operarios.

Por otra parte, se aprobó la declaración de la «reserva natural urbana Río Reconquista de Ituzaingó», que viene con premio: El BID aprobó un crédito de $200 millones, a través del Comirec, para recuperar esas 26 hectáreas en favor de preservar el «humedal» y su ecosistema. Se trata del sector comprendido entre la Autopista del Buen Ayre, el río Reconquista, la Autopista del Oeste y el Puente Martin Fierro. La Reserva será de carácter municipal.

Entre otros dictámenes, el HCD adhirió hoy a la Ley Provincial 15.205 referida al abordaje para la concientización, prevención y erradicación del Grooming; y también a la Ley Nacional 27.350, que regula la investigación médica y científicos sobre el uso medicinal de la planta de cannabis y sus derivados.

Pero no podía pasar de largo un asunto que, no por viejo perdió vigencia: las vías de excepción: Fueron más de 200 unidades de viviendas que fueron aprobadas por fuera de lo que indica el Código Urbano, por la zona en que se harán.

La discusión volvió a marcar diferencias tanto en el oficialismo como en la oposición. Es que Nuevo Encuentro lleva, desde su creación en Morón (donde legisló un sistema de audiencias públicas bajo el mandato de Martín Sabbatella), la premisa de no votar vías de excepción, por considerar que, en general, se presta a la corrupción. O por lo menos a un modelo arbitro parcial.

El oficialismo hubiera tenido que desempatar esos expedientes con el voto doble de Pablo Piana, presidente del HCD. Pero la votación terminó 13 a 7 siempre, gracias a que tres concejales de JxC levantaron su mano, en contra de lo que (también históricamente) hizo y pedía el jefe de bloque, Gabriel Pozzuto.

La unidad alcanzada el mes pasado duró poco. La diferencia es que la concejal del PRO Ana De Benedetto se mantuvo alineada y el que se unió ahora a Lanaro y Steininger (responden al ex candidato a intendente Gastón Di Castelnuovo) es Ezequiel Carrizo. Se viene otro año electoral complejo.