Rebrote: A partir de este viernes regirá el toque de queda nocturno y algunos municipios ya restringieron actividades

Tras la reunión con gobernadores, el Gobierno Nacional decidió avanzar con un toque de queda sanitario. Será publicado en el Boletín Oficial este viernes y correrá a partir de la noche de mañana, entre las 23 ó 24 y las 5 ó 6hs.

El l jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, precisó este que jueves que por la tarde «van a estar definidas» las nuevas medidas de restricción. «En la reunión de ayer entre el presidente Alberto Fernández y los gobernadores hubo acuerdos en la necesidad de restringir la circulación en horario nocturno», dijo el funcionario esta mañana en una rueda de prensa en el Instituto Malbrán, donde se anunciaron beneficios para sus trabajadores y el sector.

«Si efectivamente esto se sigue acentuando, claramente vamos a tomar las decisiones que se tengan que tomar. No hay especulación electoral. Sabemos que son medidas antipáticas», sostuvo el ministro. Las fiestas detonaron los contagios nuevamente. Actualmente hay largas colas en los hospitales de referencia como el Posadas, en Morón, y clínicas para hacer hisopados.

Esta semana la curva epidemiológica volvió a tener el mismo índice de octubre, cuando se empezó a bajar la curva. Por ahora, no se cerrará el turismo. Pero dependerá de cada Provincia. Algunos Municipios, como Ituzaingó, decidieron no tener colonias de verano. El distrito de Alberto Descalzo, cortó además las actividades de esparcimiento nocturnos. Era notorio el crecimiento de público en centros gastronómicos como la AV. San Rosa.

Hay bares y cervecerías que, por supuesto, ya salieron a repudiar el cierre sanitario. «Nos somos culpables de los contagios», rezan en las redes. En parte es así. Hay estudios que indican que el rebrote se debe a encuentros familiares y de amigos por las fiestas. Pero también parece incontenible la proliferación de movidas clandestinas, que sobrepasan la capacidad de un control.

El toque de queda directamente suprimiría la circulación, salvo para los trabajadores esenciales. Otra vez es salud, contra libertades y recuperación económica.

«La vacuna es una esperanza de dar vuelta la página, pero recién se inicia y todavía falta», indicó Cafiero esta mañana. «Hay que seguir extremando las medidas de cuidado, sobre todo en encuentros sociales» ya que «el riesgo está en los descuidos personales, eso hay que cuidar», añadió.

En otro orden, aclaró que las restricciones que serán anunciadas «no van a alterar la temporada» de verano. No es cuestión de generar mal humor. Año electoral.

«Queremos que la temporada continúe y sea de cuidados. Queremos defender el trabajo, la producción y los comercios. Necesitamos que se extremen cuidados para que la temporada pueda continuar. La temporada no se va a ver alterada en lo más mínimo por esto», sostuvo el jefe de ministros.

En el marco de la rueda de prensa, Cafiero y el ministro de Salud, Ginés González García, anunciaron un «suplemento científico-sanitario» que implica una mejora salarial de bolsillo que va del 12% al 37% para los trabajadores de la Administración Nacional de Laboratorios de Institutos del Malbrán.

Municipios

En Ituzaingó aseguran que se intensificarán los controles municipales con el objetivo de prevenir y evitar cualquier fiesta clandestina, sancionando a quienes infrinjan la medida con multas que van de los $200.000 a $500 mil pesos.

El domingo pasado, el Municipio de Morón tuvo clausurar un bar que había sido inaugurado en diciembre en el estacionamiento del Makro de Haedo, por haber reunido a un millar de personas, en lo que se calificó como fiesta clandestina.

«En Hurlingham vamos a ser implacables», prometió el intendente Juan H. Zabaleta en un canal de cable. Todo mientras se apura el operativo para la vacunación.

En tanto, Juntos por el Cambio ya adelantó que se opone a la medida. «Nuevamente el Gobierno Nacional elige restringir las libertades individuales como única respuesta a la crisis sanitaria del Coronavirus. Faltan alternativas para cuidar a los argentinos sin descuidar la economía», indicó el jefe de bloque en diputados Cristian Ritondo.

“Los gastronómicos no somos los culpables de lo que está pasando. Hay otras cosas que controlar, como las fiestas clandestinas y aglomeraciones en las plazas. Si nos vuelven a hacer cerrar sería un golpe fuertísimo para el sector y dejaría un montón de cierres definitivos y, por consiguiente, mucha gente sin trabajo”, cuestiona Claudio Cochiaralle, del restaurante Maledetto de Ramos Mejía.