Primera Nacional: El Gallo venció en el final a Villa Dálmine y pese a las bajas obligadas dio el primer paso en el Reducido

Deportivo Morón consiguió sobre la hora dar el primer paso hacia el segundo ascenso que entrega la Primera Nacional este mes. Fue 2 a 1 Villa Dálmine, en cancha de Platense, con el agónico gol de Iván Álvarez, quien minutos antes había ingresado desde el banco, ya pensando en llegar a los penales.

Esta vez la suerte fue mejor para el Gallo, que a media semana tuvo que dar de baja a cinco jugadores por Covid19, cuatro de ellos posibles titulares, lo que obligó a los técnicos a tener que improvisar a Nicolás Martínez como central. Es que a los positivos se sumó la rescisión del contrato de Matías Cortave.

Aún así Morón siempre estuvo en partido. Y cuando parecía que se quedaba sin fuerzas llegó el oxígeno desde el banco, para dar el primer paso hacia la gloria.

Los goles salieron de cabeza. Guillermo Villalba (38′ 1T) puso en ventaja al conjunto de Sergio Lara, pero a los 28 Catriel Sánchez clavó el empate. Cuando parecían en tablas, Ákerman (por Gissi) logró conectar la pelota desde la puerta del área y de manera espectacular tuvo que volar Ojeda para desviar el remate al córner. Un minuto estuvo tirado en el piso con dolor.

Pero luego llegó el centro que frenteó Iván Alvarez al ángulo. El volante terminó en el suelo, con una pirámide de compañeros encima. Dálmine intentó tirar la bocha al área pero no pudo lastimar. Una fase adentro para Morón.