«Al Corazón del Oeste le está por dar un infarto», ironizó Marinucci ante los Abogados

El candidato a intendente de UNA en Morón, Martín Marinucci, abrió esta tarde el ciclo de exposiciones que organizó el Colegio de Abogados de Morón, donde aseguró que el principal problema a abordar es la seguridad, pero dijo que mantendrá las política de DDHH de la primera etapa de Sabbatella.

Marinucci llegó a la sede de Mitre al 900 acompañado de sus dos primeros candidatos a concejal, Domingo Bruno y Marcelo González, quienes ya pasaron por el recinto por el PJ y Unión Pro respectivamente. Marinucci inbresó al recinto con el Frente Renovador hace dos años, tras haber ingresado a la política de la mano del kirchnerismo, del que fue candidato en 2007. Su primer trabajo público fue en el Ministerio de Salud en 2008.

Fue el presidente de la CAM, Jorge Barberis, quien le pidió hacer una reseña personal. A la hora de las propuestas, el candidato aseguró que el municipio invierte poco en seguridad. “Hay 200 cámaras y sólo 16 son domos, frente a las 1400 cámaras domos que tiene Tigre”, sostuvo.

Marinucci se mostró preocupado por el avance de la droga en los menores, la falta de seguridad en barrios humildes como la Gardel y recordó que la Provincia cerró “el 90% de los Centro de Adicciones porque dejó de pagar los alquileres”, como pasó hace dos años en Morón.

Consultado por los abogados sobre el nuevo HCD, Marinucci recordó que el oficialismo pondrá en juego, con aliados, once bancas, es decir, casi la mitad del recinto. “Cualquiera sea el resultado de la elección se viene un Concejo de a tercios”, indicó, en relación a lo que pueda retener el oficialismo, los concejales que sumará y el massismo y lo que logre hacer Cambiemos.

Por último, acusó al sabbatellismo de dilapidar recursos en publicidad nacional. “Morón y la zona oeste tienen que avanzar juntos. ‘Morón Corazón del Oeste’ es un slogan buenísimo, pero hoy está al borde del infarto, con arterias tapadas”, ironizó. También criticó el macrismo, al que acusó de “cambiar de discurso” para convencer a más electorado.

Al término de Marinucci le tocaba exponer el candidato de Progresistas, Mario Mazzitelli; el viernes era el turno de Ramiro Tagliaferro (Cambiemos) y el lunes de Hernán Sabbatella (FPV).