En el colegio Dorrego, Sabbatella llamó a su partido a defender «el liderazgo de Cristina»

Allí donde empezó su militancia,  Martín Sabbatella arengó a su partido y militancia a «defender el kirchnerismo y defender el liderazgo de Cristina». Fue el sábado durante un plenario nacional que Nuevo Encuentro desarrolló en el gimnasio del Colegio Dorrego de Morón, ante 2200 asistentes.

“Este plenario nacional es una clara definición política, con la representación federal de nuestro partido, que viene a ratificar la convicción de que, con el liderazgo de Cristina, le vamos a seguir poniendo el cuerpo sin límites a la construcción de más y más kirchnerismo en todos los rincones de la Patria, para fortalecer el Proyecto Nacional y Popular que fundó Néstor”, aseguró el titular del AFSCA, un cuarto de siglo después de aquellas reuniones de estudiantes que protagonizó en ese mismo escenario, pero como alumnos.

Allí también cursó su hermano, el concejal Hernán Sabbatella. La mesa la integraba también el flamante diputado nacional Adrián Grana, quien conoce al ex intendente de Morón de aquellas épocas de estudiantes de fines de los ochenta, aunque en su caso cursaba en el Chacabuco.

Lejos quedaron las estudiantinas contra Alfonsín, o la pelea contra el aparto del PJ en los noventa y el 2003, cuando eran parte del Frepaso y la Alianza. Jugados con el movimiento que lidera la presidenta saliente Cristina Kirchner, Sabbatella dijo que defenderla «es defender las mejores herramientas para que nuestro pueblo pueda seguir peleando y conquistando derechos”, afirmó el referente kirchnerista en el plenario nacional de su fuerza realizado en Morón».

“El liderazgo de Cristina trasciende el 10 de diciembre, porque es un liderazgo fundacional y seguirá siendo la principal representante del movimiento nacional, popular y democrático en Argentina, por los próximos largos años”, subrayó. Por supuesto, convocó a despedirla en Congreso el 9.

“El kirchnerismo logró construir un sentido de pertenencia en millones de argentinos y argentinas. Es una identidad fundante que permite con claridad saber qué núcleo de ideas, principios y valores tiene una persona que se dice kirchnerista. Por eso, el desafío de Nuevo Encuentro y del conjunto de las fuerzas kirchneristas, es convocar, organizar y poder representar con el liderazgo de Cristina a esa gran parte de la sociedad. Son muchos y muchas los que hoy están buscando un lugar desde donde defender lo conseguido durante estos 12 años y es nuestra tarea poder construir la mejor organización para volver en 2019”, consideró el presidente de Nuevo Encuentro.

“El macrismo en el gobierno viene a decir que el kirchnerismo ya fue, vienen con intenciones de clausurar definitivamente esta etapa, y para conseguir eso van a ir contra el legado de Cristina, contra la memoria social positiva y contra cada uno de los que expresamos la historia reciente de nuestro país. Eso es lo que la derecha hizo históricamente en la Argentina, cuando quisieron borrar los días felices de la memoria del pueblo, y lo volverán a intentar. Pero, obviamente, la historia también demostró que eso no es fácil y no habrá decreto que consiga proscribir la pasión de un pueblo”, expresó Sabbatella.

“Más allá de las derrotas electorales, y todo lo que hay que pensar, corregir y mejorar, Nuevo Encuentro es una fuerza política que tiene esta militancia llena de alegría en el alma y con esas ganas de seguir militando, porque estamos convencidos de los pasos que dimos y que estamos en el lugar que tenemos que estar. Por eso nos sentimos orgullosamente kirchneristas”, afirmó el dirigente y agregó que “por supuesto que tenemos vocación de mayoría y militamos para ganar, porque esa es la única manera de que nuestros sueños puedan plasmarse en políticas de gobierno concretas y lograr la felicidad del pueblo, como se produjo durante los últimos 12 años. Pero nuestro rasgo de identidad se construye tanto con las marcas de las victorias como con las heridas de las derrotas», apuntó.

Concluyó Sabbatella: “Desde Nuevo Encuentro le decimos a esa derecha macrista que asume el 10 de diciembre que acá hay militancia, que junto con el pueblo argentino y con la conducción de Cristina, va a custodiar los sueños de nuestra patria, no va a permitir que se retroceda y va a militar profundamente para defender con pasión este legado de los 12 años más felices de nuestras vidas”, concluyó Sabbatella.