Lorenzino, nuevo Defensor del Pueblo de la Provincia: «No tenemos vocación piromaníaca»

El ex referente de Daniel Scioli en la Cámara Baja Bonaerense Guido Lorenzino comenzó oficialmente su gestión al frente de la Defensoría del Pueblo de la Provincia, tras prestar juramento, ayer, ante el vicegobernador, Daniel Salvador; y Manuel Mosca, el presidente de la Cámara de Diputados.

En el mismo acto juraron, además, los defensores adjuntos que forman parte de la nueva estructura del organismo: Walter Martello, Eduardo Ancona y Marcelo Honores. Los nombramientos son parte del acuerdo al que llegó el peronismo con María Eugenia Vidal, para sacar adelante Presupuesto y Fiscal Impositiva.

Tras la jura, Lorenzino le agradeció a la gobernadora y destacó la «responsabilidad que tenemos de poner en marcha este organismo que tiene mucho para dar en la provincia de Buenos Aires».

«Vamos a ser parciales ante cualquier organismo a la hora de tomar partido por los más vulnerables, por los que menos tienen, pero va a ser imparcial partidariamente porque es un organismo de todos los bonaerenses y queremos representarlos a todos los ciudadanos».

«No vamos a renunciar a la política como herramienta de construcción de consensos, pero claramente ninguno en este grupo tiene vocación de piromaníaco, de prender fuego nada, de romper nada ni de agredir a nadie; críticamente vamos a proponer soluciones al organismo y a la empresa responsable porque nuestro rol es ser observadores y personas que escuchemos el problema, que lo pongamos en la mesa y que lo podamos resolver porque judicializar es una última instancia», agregó Lorenzino.

Además, en la asunción participaron: el vicepresidente de la Cámara de Diputados, Ramiro Gutiérrez, el vice primero Carlos Fernández, y legisladores provinciales de diferentes fuerzas políticas.

El Defensor expresó hoy a través de un comunicado que «pretendemos ayudar a construir políticas públicas en aquellos lugares donde las políticas no están, sabiendo que vamos a tener la responsabilidad y la honestidad de poder plantear las cosas, siempre defendiendo y estando del lado de los que menos tienen».

En ese sentido, Lorenzino dijo que la función que desempeñará por los próximos cinco años “tendrá la misión de cuidar a las personas más vulnerables, al desprotegido, a aquel al que el Estado no le dio lo que necesitaba. Ese es el desafío y con esa responsabilidad vamos a empezar a trabajar”.

La designación de Lorenzino como Defensor del Pueblo se aprobó en la última sesión legislativa del año pasado, realizada el 21 de diciembre.

unnamed-46