El HCD de Morón aprobó por mayoría la remoción del busto de Néstor Kirchner de la Plaza

Hace instantes, el Concejo Deliberante de Morón aprobó la remoción del busto que homenajea a Néstor Kirchner en la Plaza central. Con el recinto vallado, Cambiemos hizo valer su mayoría y aportó los 12 votos que necesitaba. Unidad Ciudadana, PJ y GEN (que facilitó el quórum para que se realice la sesión ordinaria), votaron en contra; mientras que el gastronómico Domingo Bruno (Tercera Posición) se abstuvo.

La sesión comenzó pasadas las 13 horas, con un fuerte operativo de seguridad pero poca militancia a esa hora, cuando la concejal del GEN, Sandra Yametti, bajó al recinto para dar el quórum. Sólo estaba Cambiemos. Luego bajaron los bloques de Unidad Ciudadana, PJ y FR.

El debate lo abrió el jefe de bloque del oficialismo, Leandro Ugartemendía, quien defendió el proyecto alegando que Néstor Kirchner era un «estafador» y el busto de la plaza un «monumento a la corrupción». Desde la bancada K acusaron al gobierno de ser como «Onganía o Videla» por querer «deskirchnerizar». Cambiemos tenía el voto decisivo de la Presidenta Analía Zappulla, que no votó aquel homenaje en 2012.

Tanto los massistas como la referente de Stolbizer aclararon que habrían votado en contra del homenaje, de haber estado en aquella otra sesión.

La sesión se transmite en vivo por el canal Youtube del Concejo (https://www.youtube.com/watch?v=9PhIU3xeP3k) e incluye una declaración de repudio por las declaraciones de Luis D’ Elía contra el Presidente Mauricio Macri, presentada por el oficialismo (se aprobó por unanimidad sin presencia del bloque de UC, que salió y reingresó al recinto).

Afuera, la convocatoria de resistencia quedó renga. El oficialismo había instalado vallas para preservar el desarrollo de la sesión. En el medio, UC cambió de estrategia y presentó un amparo. Hoy aseguró que el proyecto debiera contar con una audiencia pública antes de ingresar sobre las bancas. Con el mismo argumento GEN y FR votaron en contra del proyecto del oficialismo, que derogó la ordenanza 14957/12.

Hernán Sabbatella cuestionó la movida, pero además intimó al Ejecutivo a colocar el busto de Ricardo Raúl Alfonsín en la Plaza, en un homenaje que se aprobó hace cuatro meses. Parte de la estrategia K era mostrar ese escenario como un museo de ex presidentes, junto a Perón.

Temprano, Zappulla se dirigió a los dirigentes «del Partido Justicialista, que permiten que Néstor Kirchner esté junto a Eva Perón y Juan Domingo Perón, una falta de respeto a los valores y logros del peronismo histórico, bien lejanos a los bolsos voladores de José López y aún más de las tragedias ferroviarias fruto de la corrupción».

Jorge Laviuzza (FR) aseguró que Cambiemos intenta hacer un «revisionismo» y que no tiene «autoridad moral para acusar a nadie». En ese sentido, enumeró causas contra funcionarios de Nación; e insistió con que hay un supermercado habilitado gracias a una presunta coima.

Bruno: «Es un acto de oportunismo, en un momento complicado. También lo fue la instalación del busto en la Plaza de Morón. Presidía el PJ de Morón cuando Claudio Román me traía esto. Pero había compañeros que juntaban firmas en contra. Ahí empezó una cuestión de diferencias en el peronismo. Gracias a Dios es un movimiento que entiende todas las posiciones. Pero pasaron muchas cosas. Había compañeros que no querían arrimarse a Evita y Perón porque estaba Néstor. Trajo muchas complicaciones. Cuando NE no era peronista y nos criticaban a todos por delincuentes y ladrones, tuvimos que recurrir casi a la Justicia porque al remodelar la Plaza de la Rotonda, habían desaparecido los bustos de Evita y Perón. Y el gobierno no nos daba explicaciones. Y seis meses después los encontramos en un depósito».

Yametti: «No estamos para juzgar la corrupción kirchnerista. Ustedes creen que esto les suma y están retrocediendo 60 años. Esto de peronismo y antiperonismo ya lo vivimos. No es cierto que es un gesto contra la corrupción. El GEN fue el único que se opuso al busto y votó en contra (Zappulla). El partido sigue pensando lo mismo. Pero el proyecto genera mucha violencia y no se ajusta a derecho sin audiencia».