El Concejo Deliberante de Morón aprobó el boleto gratuito para niveles terciarios en las líneas comunales de colectivos

El Concejo Deliberante de Morón sancionó hoy el «Boleto Estudiantil Gratuito» para los estudiantes de los niveles terciarios (ya sean profesorados, escuelas de artes o secundarios para adultos) que viajen en las líneas de colectivos comunales.

Finalmente, el oficialismo propuso unificar tres proyectos que estaban en danza (había dos dictámenes), por lo que la ordenanza salió por unanimidad. El municipio ya había adherido a la Ley de Boleto Estudiantil de 2013, que comenzó a aplicarse en la Provincia en 2016 en los niveles primarios y secundarios y que después se elevó a los universitarios.

La ordenanza, se aclaró, «abarca a los alumnos de nivel terciario que concurran a instituciones públicas nacionales, provinciales o municipales, presentando una credencial personal, única e intransferible». El boleto sirve para las líneas 634 y 365, que tienen jurisdicción solamente en Morón, pero en el texto se aclara que incluirá a cualquier otra futura.

El tema prácticamente inauguró el debate en la sesión ordinaria de esta tarde, a la que se habían convocado varios centros de estudiantes y profesorados del distrito, que desde el sábado vienen en una vigilia para que el proyecto sea tratado.

En el orden del día N° 51 había dos dictámenes. El de Unidad Ciudadana proponía el proyecto del boleto, tal como salió de los institutos de formación docente. En tanto, Cambiemo quería se se pasara al Ejecutivo para estudiar su factibilidad. Lo curioso es que la concejal del unibloque PJ, Karina Godoy, había firmado dos proyectos. Había un tercero, anterior, a su vez presentado en conjunto con el GEN y el massismo. Finalmente en la reunión de «labor», se unieron las partes para que la sanción tuviera lugar hoy. Al fin y al cabo, todos los sectores decían representar a la educación.

«Agradezco haber encontrado una salida. El proyecto fue impulsado por un movimiento estudiantil militante. Creemos fervientemente en las tensiones sociales para poder llevar adelante leyes u ordenanzas que le sirvan a la sociedad», suspiró Jorge Laviuzza, jefe del bloque renovador. La jornada estuvo precedida por pintadas contra el Gobierno que desataron fuego cruzado, pero después de todo reinó la cordura. Cada uno se llevó un poco de esta victoria.

Al fin y al cabo, nadie explicó debidamente quién paga este subsidio. «Eso lo va a determinar el Ejecutivo, cómo se aplica y quien se hace cargo de los costos (a través de un decreto reglamentario)», informó sincera una concejal de Cambiemos. Los estudiantes también reclamaron por un cambio de recorrido en las líneas comunales, para pasar cerca de más establecimientos. «Esto se tiene que extender a todas las líneas provinciales», indicó Laviuzza, tras el festejo.

«Es un triunfo de la comunidad educativa que viene luchando», describió Hernán Sabbatella, en una foto en la que posaba junto a estudiantes y concejales. El sábado, la militancia pintaba en paredes «Vidal y Tagliaferro matan a la educación».

«Estuvieron 16 años para sacar el boleto y lo vinimos a implementar nosotros. Como siempre se disfrazan», se despachó un concejal de Cambiemos poco antes de una votación que fue de los más pacífica. Por hoy, la casa está en orden.