Kicillof se reunió con intendentes de Cambiemos, para consensuar el paquete fiscal, tras el fracaso del tratamiento

El gobernador, Axel Kicillof, se reunió este mediodía con los intendentes de Cambiemos con el objetivo de intentar conseguir el consenso necesario para que se apruebe la Ley Impositiva que se frustró en la Legislatura la pasada semana.

Kicillof recibió a 12 intendentes de Juntos por el Cambio y otros representantes de distintos municipios, y tuvo una impresión cara a cara de los posicionamientos de los jefes territoriales opositores, en la previa a su nuevo intento de avanzar con el proyecto.

Jorge Macri, intendente de Vicente López, uno de los interlocutores de Cambiemos que asumió el liderazgo en la negociación porque la ex gobernadora María Eugenia Vidal se encuentra de vacaciones, aseguró: “Tenemos la voluntad de trabajar en conjunto y vamos a dar quórum en la medida en que haya una ley en la que podamos trabajar en conjunto”.

El cónclave comenzó con un discurso de Kicillof, que hizo un pantallazo del estado en que se encuentran las finanzas dela provincia de Buenos Aires. Luego, planteó la idea de mejorar la coordinación entre la Gobernación y los municipios y finalmente introdujo la cuestión de la ley impositiva.

Por cómo quedó conformada la Legislatura bonaerense, el Frente de Todos necesita un acuerdo con la oposición para poder sesionar y eventualmente aprobar la normativa. La clave del conflicto está en el aumento del 75% en los impuestos inmobiliarios rural y urbano. En el gobierno bonaerense no están dispuestos a ceder en ese punto.

Carlos Bianco, jefe de Gabinete bonaerense, informó que se invitó a los intendentes a trabajar en conjunto: «Acá no hay municipios de primera y de segunda, ni se van a hacer diferencias por el color político; hubo pedidos puntuales de intendencias con problemas financieros graves y hubo pedidos generales; hemos tomado nota para darles soluciones”.

La negociación continuará en los próximos días por canales más discretos. En el oficialismo y en la oposición coinciden en que hay una mejor predisposición para llegar a un consenso. También remarcan que la ex gobernadora Vidal volvió a retomar el protagonismo en la discusión luego de algunos días en los que no participó de las negociaciones. Actualmente, la ex mandataria se encuentra de vacaciones en París, Francia, junto a su pareja el periodista Enrique Sacco.

La ministra de Gobierno bonaerense, María Teresa García, se mostró confiada antes del encuentro y hasta adelantó que Kicillof mantuvo una conversación telefónica con la ex mandataria María Eugenia Vidal y, según precisó, «se han encauzado las conversaciones para aprobar esta ley la semana que viene».

Kicillof buscará darle sanción al proyecto la semana próxima. Una posibilidad será aprobarlo en Diputados -con mayoría oficialista- con los aspectos principales del texto tal como fue presentado y que en el Senado la oposición modifique algunos puntos -como bajar el tope de 75%- y finalmente la Cámara baja la convierta en ley con los cambios. «Kicillof tiene que llevarse la norma, hay que ver en qué términos», resumió un integrante de la mesa de Juntos por el Cambio.

Por lo pronto, la diputada de JxC María Eugenia Brizzi, opinó esta mañana que «así como estaba el proyecto fiscal no era responsable votarlo», por la carga impositiva que conllevaba y que la oposición intentaba ponerle un freno, lo mismo que lo hizo con algunas facultades extraordinarias. No obstante, consideró que el gobernador debe tener «herramientas».