Incendios en la Base de El Palomar: Isla Verde marchó por el cuidado de los humedales y contra la producción porcina

La Asociación Isla Verde se movilizaba ayer a la Base de El Palomar, junto a otras organizaciones ambientalistas, para participar de una jornada nacional de protesta y concientización sobre la producción y consumo de carne porcina. Además, sirvió para poner de manifiesto la falta de seguridad que tienen las reservas urbanas, que vuelven a ser víctimas de incendios, como ocurrió el domingo en esa Brigada aérea.

La movida se manifestó en contra del acuerdo del Gobierno con China para la producción de carne de cerdo (el gigante asiático tuvo que liquidar a miles de especímenes por una gripe animal). «Este acuerdo implica una suba significativa de toneladas de carne de cerdo exportadas a China, acarreando con ello los impactos ambientales en nuestro país, aumentando exponencialmente las millones de hectáreas de soja transgénica cultivadas para alimentar a los animales, con todo el paquete agrotóxico que ello acarrea y sin contemplar las realidades socio ambientales de las comunidades de las provincias donde planean ejecutar este proyecto», explicaron en Isla.

Los ambientalistas plantean que, paradógicamente «en época de pandemia se plantea traer un sistema de producción que generó distintos virus: no están muy lejos la gripe aviar, y el virus H1N1». Pero además aclaran que «estamos en contra de la explotación hacia los animales, y de la destrucción del ambiente en todas sus expresiones».

Otro factor que encendió la chispa son los incendios en los humedales que afecta a nueve provincias. Intencionales o no, también se incendiaron las reserva urbana de Laferrere y la de la Base Aérea de El Palomar, con días de diferencia. La ong se encargó de subir a sus redes las imágenes del incendio, combatido por los bomberos.

«El domingo pasado ya mostramos lo que sucedió en Isla Verde: se generó un incendio que no acabó en tragedia ambiental gracias a los bomberos voluntarios. Necesitamos una Ley de humedales ya», se afirma.

«Como ocurrió anteriormente, este incendio fue causado por humanos. No sabemos los motivos por los cuales se desató el fuego, pero podría ser evitable si el espacio fuera declarado como reserva natural por ley y se aplicara un plan de manejo profesional al espacio».

«La infinidad de agujeros en el alambrado, las intrusiones con fines maliciosos, y los cazadores de aves pueden evitarse. Actualmente El ministerio de Defensa es quien tiene la gestión del predio y se han iniciado tratativas para lograr la cesión por parte de éste al municipio y así lograr la tan ansiada reserva natural urbana», indicó la organización Isla Verde en su sitio. Ayer marcharon, barbijos al frente.