Crimen en Virrey del Pino: Los choferes volvieron a cortar Ruta 3 y mantienen el paro de colectivos en la Zona Oeste

Los choferes de la línea 218 volvieron a cortar esta tarde la Ruta 3, en La Matanza, anunciaron un paro de colectivos hasta el lunes, en protesta por el asesinato de Pablo Flores, ocurrido anoche en el Barrio San Javier de Virrey del Pino.

Luego del crimen, más de 40 líneas iniciaron un paro y esta mañana los choferes cortaron la Av. General Paz. La manifestación fue levantada tras una visita del ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni. Sin embargo, se reavivó en las primeras horas de la tarde. El lugar de concentración es la sede de la empresa de transporte Almafuerte, situada en la avenida Juan Manuel de Rosas al 7800 (en Casanova). La Ruta 3 está cortada en dirección al sur.

En diálogo con TN, los colectiveros anunciaron un paro hasta el lunes en reclamo de mayor seguridad y denunciaron que La Matanza “es zona liberada”.

“Pablo era un compañerazo. Que Dios lo tenga en la gloria, pobre pibe”, expresó con dolor un chofer de la línea 218. Se quejó de que “de noche los barrios de esta zona son picantes” y que “hay cámaras, pero no se sabe si funcionan”.

“Antes te llevaban la recaudación o te reventaban la máquina. Hoy somos nosotros”, dijo. “Casanova, San Justo, toda esta zona de General Paz para acá está liberada. No hay policías”, reclamó.

Otro chofer que trabaja en la línea 88 le apuntó al gremio. “La UTA tendría que estar acá, pero acá no hay nadie. Estamos solos”, criticó. Y se sumó al pedido por mayor seguridad. “Todos los días nos despedimos de la familia porque no sabemos sin volvemos”, resumió.

“Todas son promesas y nadie resuelve nada. Este mismo corte lo hicimos cuando mataron a Leandro (Alcaraz, asesinado en abril de 2018), los controles duraron tres semanas y después desaparecieron. Pasa siempre lo mismo”, agregó con resignación.

El colectivero, de 28 años, fue ejecutado mientras realizaba su habitual recorrido nocturno y Berni descartó que el móvil haya sido un robo.

Según el relato de pasajeros, todo se desarrollaba con normalidad hasta que, en una de las paradas, una persona bajó de un auto y aprovechó el momento para dispararle directamente en la cabeza.

El chofer manejaba el interno 75 de la empresa Almafuerte y al recibir el ataque a balazos el colectivo chocó contra un árbol, aunque las personas que iban a bordo no sufrieron heridas.

La medida de fuerza se extiende a las unidades que transitan por la zona oeste del Gran Buenos Aires. La Unión de Tranviarios Automotor (UTA) anunció que la huelga se extendería a “más de 40 líneas” de colectivos en reclamo de mayores medidas de seguridad para conductores y pasajeros.

Según precisó la entidad a través de un escrito oficial, la huelga se producía en las siguientes líneas de colectivos:

Líneas nacionales

1, 2, 4, 46, 49, 53, 55, 57, 86, 88, 91, 56, 96, 97, 103, 113, 123, 126, 136, 153, 172, 174.

Líneas provinciales y municipales

317, 635, 242, 624, 298, 180, 216, 236, 634, 504, 269, 395, 166, 238, 303, 322, 326, 327, 338, 378, 218, 284, 325, 622, 628, 501, 312, 311, 288, 501, 502, 503, 620 y 382.