Hurlingham: Desvalijaron una casa, mientras los dueños no estaban, y se llevaron hasta las cenizas de la abuela

Una familia de Hurlingham fue asaltada el domingo pasado por una banda que aprovechó la ausencia para robarle de todo: Electrodomésticos y computadoras, y hasta una urna en la que descansaban los restos de un familiar.

Camila Segunda López falleció el 14 de octubre y su último deseo era que arrojaran sus cenizas al mar. Su hija contaba con eso, por lo que reclama la urna.

El hecho ocurrió el domingo cerca de las 15 en la vivienda ubicada sobre la calle Jorge Newbery al 1300, cerca de la estación. Según se observa en una cámara de seguridad instalada por un vecino de las víctimas, fueron tres hombres y una mujer a bordo de un Peugeot 307 gris quienes dieron el golpe.

“Quisieron abrir la urna, porque encontramos un tornillo. Se ve que no pudieron y se la llevaron. No nos interesa nada de lo que robaron, pero sí la profanación de los restos de mi mamá. Ojalá que tengan piedad de nuestro sufrimiento y nos devuelvan la urna”, contó a Primer Plano Online Gladys, hija de Camila y hermana de la dueña de la casa en donde estaba la urna.