Sandra Yametti quiere saber qué pasa con las vacunas Covid en Morón y afirma: «Adelantarse en la fila es un delito»

Adelantarse en la fila es un delito. El vacunatorio VIP para nosotros es claramente un hecho de corrupción», sentenció hoy la abogada y concejal del GEN de Morón, Sandra Yametti, coautora de un pedido de informes al Municipio, que aún no fue contestado, sobre el plan de vacunación en el distrito.

«Nosotros hicimos un pedido de informes: No acusamos, ni hemos publicado fotos de gente que se vacuna. El 19 de febrero nos enteramos del vacunatorio VIP y exigimos informes sobre el operativo en Morón», explicó la edil, sin apuntar, pero tampoco prescindir de la capacidad de control del Municipio.

«La vacuna es un recurso escaso, con lo cual tiene que ser controlado en todas las administraciones públicas. Eso no escapa al municipio», sostuvo en el programa Estación Central (Mpquatro radio online), a 17 días de ese pedido.

«No lo podríamos controlar cuando llegue la Rendición de Cuentas en marzo de 2022. Queríamos información sobre las dosis recibidas, los lugares, los protocolos, sobre el listado de personas vacunas. Y saber qué protocolos se siguen respecto a los remanentes. Las vacunas deben ser descongeladas y hay gente que no asiste a su turno. Queremos saber qué pasa con eso», intuye Yametti. Ocurre que la vacuna contra el Covid tiene poca vida útil después de descongelada. Con lo cual, si sobran dosis en el día, se deshechan o se aplican a quien sea. Lo cual genera un mecanismo discrecional.

De todas maneras, son la administración Kicillof y La Cámpora, a través del PAMI y IOMA, los responsables (y cajeros políticos) del plan de vacunación Covid.

«El doble comando en la gestión es muy complejo. El Municipio asiste a este operativo que viene diagramado por la Provincia. En ese caso también queremos saber la información de la franja local. Esta información no se ha brindado todavía. No me consta ninguna vacunación irregular», señaló hoy Yametti.

Y agregó: «La norma sobre el personal estratégico salió después de que aparecieron un montón de empleados vacunados de PAMI. No estaba debidamente reglamentado quién eran personal estratégico». Ayer, el jefe de gabinete bonaerense, Carlos Blanco, asumió que el personal de obra social de los jubilados estaban «correctamente» vacunados y desestimó las denuncias.