Sin rebote: La pobreza alcanzó el 40.6% de los argentinos, según el INDEC, y en el Conurbano asciende al 45.3%

La pobreza afectó al 40,6% de la población argentina en el primer semestre de 2021, según datos del INDEC. Es casi un calco de igual período del 2020, cuando azotaban los efectos de la cuarentena, y apenas desciende un punto y medio respecto del dato tomado hacia fines del año pasado. Sin embargo, en el Conurbano bonaerense la pobreza asciende todavía al 45.3% de sus habitantes.

La pobreza abarcó a 18,8 millones de habitantes y la indigencia a casi 5 millones, según la proyección al total país de 46,4 millones de personas de la Encuesta Permanente de Hogares en 31 aglomerados urbanos con una población de 28,9 millones de personas.

Un año antes, en el primer semestre del 2020, la pobreza había sido del 40,9% en el primer semestre del año, lo que implicó que unos 18,5 millones de personas en todo el país no lograran cumplir con sus necesidades básicas; a su vez, la indigencia trepó entonces al 10,5%, equivalente a 4,8 millones de personas.

La Canasta Básica Total (CBT), que determina la línea de pobreza, trepó 51,8% entre junio de 2020 y junio de 2021, por encima del aumento general de precios reflejado en el Índice de Precios al Consumidor (IPC) del INDEC. Asimismo, el primer semestre la CBT acumuló un incremento del 22,7%.

El costo de la Canasta Básica Alimentaria (CBA), que marca el umbral por debajo del cual se cae en la indigencia, se había incrementado al final de primer semestre, en junio, un 3,6% para una pareja con dos hijos, que necesitaron percibir ingresos por unos $28.413,82, de acuerdo al Indec.

En tanto, el costo de la Canasta Básica Total (CBT), que marca la línea de pobreza, fue de $66.488,33, con un aumento del 3,2% mensual.

En los primeros seis meses del año, el valor de la CBA se incrementó el 25,3%, mientras que el de la CBT avanzó 22,7%. Además, en junio de este año el salario mínimo, vital y móvil fue de $ 25.272 mensuales.