Por la causa de los empleados, Juntos irá por una comisión investigadora contra el concejal Baquero, que pidió licencia

El bloque de concejales de Juntos por el Cambio Morón presentó un pedido de informes y buscará abrir una comisión investigadora (se requiere de una mayoría calificada) contra el concejal del Frente de Todos Gabriel Barquero, apuntado en una denuncia que se tramita en la UFI 7 de Morón como parte un organización que reclutaba a vecinos del distrito para tomarlos como empleados de la Cámara Baja Bonaerense y retenerles un sueldo que ellos desconocían.

La denuncia acusa directamente a un puntero, Claudio David Odín, quien trabaja con el concejal y pareja de la extitular de la Cámara, la diputada provincial Marisol Merquel (a cargo desde julio del Consejo Nacional de Políticas Sociales, en reemplazo de la candidata Tolosa Paz). Al menos dos empleados de la Legislatura denunciaron haber sido convocados para poder tramitar un plan social, pero que les retuvieron las tarjetas de débito. Desconocían, según dijeron en un informe del noticiero de Canal 13 del viernes, que en realidad los habían tomado como empleados con sueldos de $180 mil.

Odín habría sido el reclutador. «Una vez allí, en el despacho de la diputada Merquel, les hicieron firmar un contrato de trabajo sin que ellos supieran de qué se trataba», señalaba la denuncia presentada ante el Fiscal Matías Rappazzo.

«Hoy declararon y ratificaron las denuncias en la Justicia los empleados de la legislatura bonaerense contratados en el despacho de Marisol Merquel. Les habían prometido un plan social y figuraban cobrando a su nombre 200 mil pesos. Silencio de la diputada y su pareja Barquero», twitteó esta tarde el autor del informe de Telenoche, Rodrigo Alegre. En realidad habría más implicados.

“Me dijeron que me iban a anotar en un plan y que $15.000 quedaban para los políticos y $5.000 para mi. Me dio mucha bronca e impotencia”, dijo Noemí Jordana, una de las engañadas que firmó un contrato. El sueldo que le adjudicaron era de 181.000 pesos. Indignada con la situación, la mujer, madre de un nene de tres años y sin recursos, hizo la denuncia en la Justicia.

Mauro Luciano Navarreti, otro denunciante, «también figuraba cobrando un sueldo de casi $200.000 pero es vendedor ambulante y hace changas como albañil».

Con estas pruebas, el bloque de Juntos presentó un proyecto de pedido de informes para que la Justicia aclare la situación de Barquero, que ayer pidió licencia. Sólo resta que se apruebe en la próxima sesión. Más difícil será que el Concejo Deliberante abra una comisión investigadora al respecto, aunque la concejal Analía Zappulla no descartó que al menos un sector del oficialismo los acompañe. Espera también que JxC recupere en diciembre el HCD.

El escándalo estalló el viernes, es decir luego del acto central por los 11 años de la muerte de Néstor Kichner que el FdT realizó en el estadio del Deportivo Morón. Barquero y Merquel estuvieron allí, como todas las figuras del peronismo. Pero de este tema han decidido no opinar hasta el momento.