Por su voto ante al acuerdo con el FMI: un ex intendente de la Zona Oeste le pidió a Máximo Kirchner que renuncie el PJ

El debate sobre el FMI reavivó el fuego de la interna en el Frente de Todos y dejó expuesto también el rumbo que el hijo de la vicepresidenta, Cristina Kirchner, le quiere dar al PJ bonaerense. En la semana el ex intendente de Moreno, Mariano West, publicó en redes sociales un hilo en el que le pedía a Máximo Kirchner que votara a favor del acuerdo con el Fondo Monetario o de lo contrario que renuncie al PJ bonaerense.

West es un histórico del peronismo del Conurbano y gobernó el partido de Moreno hasta 2015 cuando perdió con Walter Festa, un candidato apuntalado por José Ottavis y referente del gobernador Axel Kicillof.

Festa sufrió el mismo trato en 2019 y hoy se desconoce su paradero. Pero West sigue militando en la calle y en las redes de Moreno, sin discriminar entre las acciones del Presidente y la victimización de CFK por las piedras que cayeron en su despacho. Muchas menos por cierto que las que cayeron en Congreso en el 2017.

«Máximo, te pido una de mínima: actuar dentro del bloque. Respetar a la mayoría. Olvidar el vedetismo de quedar bien parado, sin importarte debilitar al Presidente. Sé uno del conjunto. Aliviá a los compañeros que están sufriendo y buscá el abrazo», comenzó diciendo West en un hilo de Twitter.

«Si no hacés la de mínima te pido otra. Tenés que renunciar a la Presidencia del PJ bonaerense. Te lo quedaste de arrebato. Ni siquiera tenés las condiciones para ser autoridad», escribió en otro tuit. Por todavía faltaba para los párrafos más fuertes.

«Ninguna de las mesas de conducción (del partido) a lo largo de nuestra historia contemporánea, hubiesen debilitado al Presidente. Es más estarían llamando a una movilización, para darle y hacerle sentir todo el apoyo popular en un momento como éste», dijo antes de ir por lo más fuerte.

«Si lo que querés es empezar una interna elegiste mal momento» agregó West y por último afirmó -siempre dirigiéndose al hijo de Cristina Kirchner- que «si no vas a dar un paso al costado, contá con mi desafiliación inmediata. Lo qué haces no es peronismo y a mí no me conducís».

Bendito tu eres

Aunque haya internas en 2023, Máximo ya tiene la lapicera del PJ, para que no pase lo de Randazzo en el 2017. Y le da su propia impronta, con tono de épica K. Ayer reunió a más de 500 mujeres en la histórica Quinta de San Vicente. La convocatoria incluyó a congresales, consejeras, funcionarias, intendentas y senadoras.

Entre otras participaron la vicegobernadora y vicepresidenta del PJ provincial, Verónica Magario; la senadora nacional Juliana Di Tullio; la presidenta del bloque de senadores de la provincia, Teresa García; la diputada nacional y secretaria general de la Federación de Sindicatos de Trabajadores Judiciales, Vanesa Siley; las intendentas de Quilmes, Mayra Mendoza; de Merlo, Karina Menéndez; de Moreno, Mariel Fernández; de Cañuelas, Marisa Fassi: y de Carlos Tejedor, María Celia Gianini.

Máximo se reunió con las autoridades partidarias que integran la rama femenina y luego recorrió las comisiones en las que se analizó «la relevancia del rol de la mujer a lo largo de la historia y en el peronismo», indicaron voceros de esa fuerza política.

Durante la jornada, que contó con una feria de emprendedoras, se homenajeó a quien fuera la directora Ejecutiva del Organismo Provincial de Niñez y Adolescencia (OPNyA), Andrea Balleto, recientemente fallecida, y, además, se repudió el ataque al despacho de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en el Congreso de la Nación.