Inseguridad en Ituzaingó: Del vecino que intentó detener a los ladrones con su camioneta, al asalto en manada en un edificio

Ituzaingó volvió mostrarse como una «zona caliente» para el delito urbano, con dos denuncias que con el correr de las horas se viralizaron en las redes sociales. Una la protagonizó vecino que volvía a su casa cuando se topó con una banda que salía con sus pertenencias e intentó frenar en vano con su propia camioneta.

“No era mi intención matarlos. Quería detenerlos. Hay veces en que no pensás”, declaró Javier, el vecino de 51 años de Quintana al 300, tras ser víctima de un escruche, en el que se llevaron varios objetos de valor. La secuencia quedó grabada por una cámara de seguridad de la esquina de Olazábal, en Ituzaingó centro.

Cuando el hombre regresaba a su domicilio vio cómo dos hombres salían del interior con bolsos, para abordar otro rodado. Fue entonces metió la marcha atrás y chocó con el paragolpes del vehículo de los ladrones para arrastrarlos hacía atrás, en dirección a la esquina. Los empujó así por varios metros. Sin embargo tres de los delincuentes, dentro del auto, lograron huir por la calle Olazábal; un cuarto se fugó a pie.

“En ese momento no pensé nada, hice cosas que no tendría que haber hecho, como ir a toda velocidad y buscarlos. No sé si lo volvería a hacer”, analizó Javier en diálogo con Crónica Tv.

“Yo suelo llegar más tarde a casa, pero esta vez vine antes para buscar unas herramientas. Entonces veo la puerta del portón abierto y me pareció raro. En ese momento la camioneta que estaba estacionada en la vereda toca dos bocinazos y salen dos personas de adentro que se llevaban todo”, relató la víctima.

“Reaccioné acelerando la camioneta. Primero quería manotear el teléfono para llamar al 911. Al verlos irse doy marcha atrás y los llevo hasta la esquina. Después los perseguí a toda velocidad y los perdí”, explicó.

“No sé si lo haría de nuevo. Me sentí violado, con mucha bronca e indignación. Laburo todo el día y no le robo nadie a nadie; te da bronca lo que pasa en todos lados. Acá en Ituzaingó está difícil”, se lamentó para luego contar cómo se sintió: “Te da miedo, después bronca e impotencia porque tenés que estar encerrado tras una reja mientras ellos están sueltos y hacen lo que quieren… Me agarró mucha desesperación para frenarlos, pero no pude, es impotencia y bronca”, dijo.

La UFI descentralizada Nº 1 Ituzaingó, a cargo la fiscal Gabriela Millán, dispuso el relevamiento de huellas en el domicilio de la víctima y cámaras, privadas y públicas, por parte de la Policía Científica.

Asalto en manada

A unas pocas cuadras, sobre Olazábal 1199, esquina Brandsen, tres vecinos denunciaron que el último domingo a la noche fueron víctimas de un robo en manada en la cochera del edificio comparten en común.

“Eran cinco delincuentes que descalzaron un portón y se fueron simulando para la esquina y volvieron. Después entraron rompieron dos traba volantes de de dos motos, se la llevaron, se quisieron llevar otra pero estaba con cadena y atada. Se llevaron una bicicleta de una chica con una sillita para bebé“, relataron.

Juan Carlos Carro, una de las víctimas del robo, subió fotos y un video a su cuenta de Facebook, donde se muestra parte de la escena y alerta a otros vecinos del barrio: “Ojo!!!! Ratas por la noche…Brandsen y Olazabal”.

“Todo arranco el domingo 1.30 y se terminaron yendo 1.43. A los dos minutos llegó un patrullero de contra mano y un vecino le avisó que había una pibes que corrieron pero después no paso nada como siempre”, contó. La denuncia se radicó en la Comisaría 1 de Ituzaingó, que está a sólo cuatro cuadras del lugar. Hace un mes también habían desvalijado una casa que está frente al edificio.