19/06/2024

Tras el procesamiento por abuso sexual, suman otra denuncia contra el intendente de La Matanza

En un desprendimiento de la causa que lo tiene procesado por abuso sexual y desobediencia penal, el intendente de La Matanza, Fernando Espinoza, sumó una denuncia por abuso de poder y malversación de fondos. Es porque había contratado como asistente a su denunciante, Melody Rakauskas, pero bajo otro nombre.

La denuncia fue presentada por el exconcejal de Alternativa Vecinal y excandidato a intendente de Juntos por el Cambio Eduardo «Lalo» Creus, con el patrocinio jurídico del abogado Nicolás Pelliccioni. También incluyó en la denuncia al jefe de Gabinete municipal, Claudio Lentini, y otros funcionarios cercanos al líder de la FAM.

La denuncia contra Espinoza es por los delitos de fraude contra la administración pública, abuso de autoridad y violación de los deberes de los funcionarios públicos, y/o malversación de caudales. En el caso de Lentini solo es por abuso de autoridad precedentemente mencionado y encubrimiento. Finalmente, para ambos denunciados habrían incurrido en el delito de coacción y/o amenazas contra la joven.

El denunciante quiere que esta denuncia penal se suma a la causa que instruye la jueza porteña María Fabiana Galleti y la fiscal Mónica Cuñarro.

La denuncia afirma que según la causa civil, la joven ingresó “a prestar servicios bajo las órdenes y supervisión de Tomás Fernando Espinoza el 28 de abril de 2021 “en negro”, dado que nunca la registraron y bajo un nombre falso (María Micucci) -aquí habría una primera irregularidad-”.

Según Rakauskas, Espinoza poseía en mayo 2021 “su vehículo estacionado en la vía pública (frente a su departamento en CABA) junto a su custodia (empleados del Municipio) que eran choferes 3 armados (presuntamente los nombres de dichos choferes/policías serían Mario Matías Cáceres y Cristian David Cáceres) (aquí nos encontramos con una segunda irregularidad)”.

Además, el empresario Gustavo Cilia llamó “a Espinoza y este habría reiterado el pedido de retirar la denuncia y que la joven debía contactarse con Lentini, quien explicaría qué documentos se deberían firmar. Cilia, como adelantó Cla´rin el Domingo, fue el empresario más beneficiado con el polémico plan Qunita para entregar kits de productos a embarazadas pobres.

Además, Espinoza ordenó iniciar una causa penal “contra su subordinada y denunciante, en trámite por ante el Juzgado Federal Criminal y Correccional Nro. 2 de Morón, Secretaría Nro. 8, Expte. 62229/22 caratulada “Rakauskas, Melody Jacqueline s/ Violación de correspondencia y violación de sistema informático…” a través del asesor jurídico Alberti Riccio”.

En su presentación, Creus pidió “se libre mandamiento de secuestro de todos los legajos de personal de la Municipalidad de La Matanza, a fin de que se observe si entre el período abril – julio 2021, se encuentra el ingreso como empleada de Maria Micucci; en caso de que los trámites fueran digitales, se designe perito ingeniero informático a tales fines”. También “se ordene el secuestro de los celulares del Sr. Fernando Espinoza, Claudio Lentini y Gustavo Oscar Cilia, a los fines de entrecruzar y a analizar mensajes enviados y recibidos, y llamadas realizadas entre los mismos entre el período mayo – julio 2021”.

Y se requiera a “Cáceres Mario Matías y Cáceres Cristian David, entreguen sus teléfonos celulares o la información necesaria para poder conocer si se encontraron en el lugar donde se habría cometido el abuso los días 3, 10 y 11 de mayo”.

Cilia quien, antes de atestiguar a favor de Espinoza (60 años), presentó al alcalde con la modelo Melody Jacqueline Rakauskas en abril de 2021 para que la contrate como “secretaria privada” aunque en realidad el dirigente K se “autoinvitó tres veces” a la casa de la joven (27 años). Incluso, Cilia había tenido “una relación extramatrimonial” con la modelo desde el 2016.

Cilia, que hace más de 20 años es amigo de Espinoza, además participa en un conjunto de empresas industriales y agropecuarias y su departamento ubicado en la calle Defensa al 1300 es un punto de encuentro de las actividades del intendente cuando viene a la Capital. Le presta ese inmueble porque Espinosa no quiere ir a restaurantes y otros lugares donde quede expuesto públicamente.

En julio de 2017, durante una campaña electoral, por Twitter filtraron fotos y un video de Espinosa desnudo y manteniendo relaciones sexuales con una joven que el intendente atribuyó a una operación política pero el caso luego quedó olvidado.

Pero a Cilia lo conoce desde mucho antes. El fallecido juez Claudio Bonadio había procesado en el 2017 a Cilia y otra veintena de empresarios y funcionarios y su empresa Fasano SRL había sido la gran beneficiada con las licitaciones. Esta firma fue adjudicataria de 115 mil kits para madres de pocos recursos por un monto superior a los 900 millones de pesos. Cilia y el ex ministro del Interior Aníbal Fernández había sido también acusados de insolvencia procesal fraudulenta (desprenderse de bienes antes de un embargo judicial), pero en ambas causas en el 2021 fueron sobreseídos.

(Clarín)