25/05/2024

Asaltaron a un bombero voluntario que llegaba al cuartel de Bomberos, en El Palomar

Un bombero voluntario del Destacamento N°1 de El Palomar, ubicado en la calle Pino 1383, fue asaltado anoche cuando llega para su guardia. Los delincuentes huyeron, a metros del destacamento policial, que está pegado a la Colectora del Acceso Oeste, en la bajada de la Av. Rosales.

El violento episodio se desarrolló alrededor de las 23:45 horas y quedó registrado por las cámaras de seguridad del lugar. Las imágenes capturaron el momento exacto en que la víctima arribó a su lugar de trabajo a bordo de su moto y fue sorprendida por dos delincuentes, uno de los cuales lo amenazó con un arma de fuego.

Al notar la presencia de los criminales, el bombero reaccionó empujando su vehículo contra el portón e intentando escapar, manteniendo los brazos en alto y sin ofrecer resistencia alguna. Mientras esto ocurría, uno de los ladrones decidió perseguirlo hacia el interior del destacamento con la intención de apoderarse de la moto.

Con el casco puesto, el ladrón regresó a la entrada, se subió a la moto y desapareció de la escena junto a su cómplice. Todo ocurrió en cuestión de segundos.

Los ladrones huyeron con la moto de la víctima. Luego del hecho, el bombero se comunicó con la Policía y radicó una denuncia en la Comisaría Morón 6º.

“Mi compañero se tiró contra el portón cuando notó que iban a robarle, pero uno de los ladrones le apuntó con el arma y se llevó la moto”, contó Orlando Tomasella, Oficial Auxiliar de dotación del destacamento, según publica hoy el portal de Infobae. “Al lado de nuestro cuartel está ubicado el Destacamento N°1 de la Policía Local de Morón, pero solamente había una oficial de turno”, agregó a la prensa.

En base a los videos captados por las cámaras de vigilancia, el personal de Bomberos Voluntarios de El Palomar sospecha que los delincuentes “huyeron en dirección a la Villa Carlos Gardel”. Además, aseguraron que en la zona ocurren reiterados episodios de inseguridad. “Uno siempre escucha las cosas que pasan, pero gracias a Dios es la primera vez que nos pasa particularmente a nosotros”, completó Tomasella.

En julio del año pasado también se habían llevado las bicicletas de dos voluntarios que estaban de guardia en el destacamento de Ciudad Jardín, del lado de Tres de Febrero.