18/06/2024

Castelar: Ejecutaron a una mujer adelante de su hija en un intento de robo

Una mujer de 50 años de asesinada anoche, delante de su hija (15), cuando delincuentes internaron robarle el auto. El hecho ocurrió cerca de las 23:30 en la calle San Nicolás al 2000, cuando la María Arias llegaba a su casa. En ese instante cuatro malvivientes se bajaron de un auto negro y apuntaron con un arma.

De acuerdo a las primeros testimonios, Arias no opuso resistencia, pero cuando intentó bajarse de la camioneta Volkswagen Surán (blanca), no pudo destrabar el cinturón de seguridad. En ese momento, uno de los asaltantes le disparó en el pecho. La mujer murió en el acto y los asaltantes se dieron a la fuga con dirección al norte. El hecho se produjo a sólo unas cuadras del Acceso Oeste. Horas más tarde la Policía encontró el auto utilizado para el crimen (sobre el que hay varios videos en redes), abandonado en Fuerte Apache.

Los vecinos llamaron al 911 y un patrullero llegó hasta la casa, ubicada en la intersección de las calles San Nicolás y Salcedo en Castelar, junto con una ambulancia del Sistema de Atención Médica de Emergencia (SAME).

Al llegar, los paramédicos constataron que la mujer había fallecido. La causa quedó a cargo de Matías Rapazzo, de la Fiscalía 7 de Morón, quien dispuso la intervención de la Policía Científica en la escena del crimen y ordenó la revisión de la cámaras de seguridad ubicada frente al lugar del hecho.

Vecinos de la víctima salieron a contar cómo sucedieron los hechos y a denunciar «zonas liberadas» desde comienzos del año. “A las 11 y media de la noche hubo dos disparos. Más o menos a las 12 yo salí a preguntar qué había pasado, porque vi todo el movimiento de patrulleros y ambulancias y un vecino me contó que le habían disparado a una vecina para robarle el auto”, contó Priscila, vecina de María, a Radio Mitre.

“El auto, al final, quedó en la puerta de la casa y mi vecina terminó falleciendo adentro del auto. Le dispararon, por lo que me enteré estaba con la hija dentro del auto y no logró sobrevivir. La hija vio todo y cuando yo salí escuché sus gritos, porque en ese mismo momento le avisaron que su madre había fallecido”, relató.

Según reveló, la situación “fue muy horrible”. “Estamos pidiendo la alarma vecinal para más seguridad, pero todavía no la tenemos y nos manejamos con las cámaras de mi vecina de enfrente”, afirmó, lamentando al mismo tiempo que “se hicieron muchas denuncias y no tuvimos muchas respuestas”.

Rodrigo, otro vecino alarmó: «De hace un mes a ahora están robando como loco (en Castelar), cerca de Luz y Fuerza, familiares, amigos y vecinos. Y ayer me robaron a mí. Llegué de un velorio y cuando me levanto la camioneta no estaba. Me fui recaliente a la Comisaría 7° a hacer la denuncia. Me hablaron mal y quedé demorado tres horas, sin poder comunicarme con nadie. Al final me tomaron la denuncia, pero me fui más caliente. Después encontré la camioneta a 200 metros de mi casa, porque no la pudieron arrancar».