17/04/2024

Hurlingham: La oposición y el ex intendente Zabaleta apuntan a La Cámpora por el Hospital de PAMI

El Hospital del PAMI de Hurlingham no se terminó. Prometieron un hospital con internación, quirófano y salas de cuidados intensivos y no se terminó». El que declara es el exintendente Juan Zabaleta y la mira está puesta en el camporismo, cuna de su sucesor, Damián Selci, quien le ganó la interna abierta el año pasado para presentarse como candidato por Unión por la Patria. Lo cierto es que, como pasó con otros proyectos sanitarios que comenzó el kirchnerismo en el Conurbano, la apuesta de campaña no tiene ni por asomo los servicios que prometía. La búsqueda de los responsables ya comenzó y promete varios capítulos.

«Prometieron un hospital de adultos mayores y es mentira. Lo comenzaron cuando estaban de interinos y los continuamos nosotros. Y no se terminó. Los abuelos de Hurlingham siguen yendo a la Clínica Agüero (de Morón) o a Ituzaingó, o al Posadas. En Escobar había una clínica como la Sagrado Corazón que la absorbió el PAMI. Se podría haber hecho lo mismo en Hurlingham. Pero no tomaba yo las decisiones», describió Zabaleta anoche, en el programa AM (Cablevisión), consultado sobre las políticas que adoptó el kirchnerismo duro, que ni bien regresó al poder en 2015 le canceló el contrato a la única clínica que atendía a los afiliados de PAMI en Hurlingham, prometiendo, dos años más tarde, levantar un hospital propio.

Ese nosocomio fue inaugurado en julio del 2023, ya con Selci como precandidato a intendente y sin presencia de Zabaleta en el acto, bajo el ala de Luana Volnovich y Martín Rodríguez, por entonces jefes del PAMI. La Cámpora también manejaba el ANSES, con lo cual se aseguraban crédito para la campaña electoral.

Una receta que el exintendente oriundo de Morón también conoció durante su paso en ANSES (bajo la gestión de Néstor Kirchner y con Sergio Massa como jefe directo) y como secretario del Senado, cuando se mudó al distrito con una universidad bajo el brazo. De ambos lados de la interna peronista reconocen el juego.

Sin recursos nacionales, Selci anunció una «asignación municipal» para centros de jubilados de su distrito. Mientras que una jubilada que militaría con Zabaleta amenazó con ir a la Justicia por la obra inconclusa del Hospital. Ya mandó carta documento a los concejales, que hoy discutieron a medias este asunto en el HCD.

Ocurre que los bloques de Juntos por el Cambio y LLA habían solicitado una sesión extraordinaria para tratar allí un pedido de informes al Ejecutivo sobre la obra del nosocomio, cuyo brazo ejecutor es nada menos que el Municipio. Así se gestó bajo el interinato de Selci, con recursos nacionales. Y así se hizo la primera etapa. En teoría el municipio guarda derechos de comodato, por haber cedido el terreno de O Brien 480.

Esta mañana, sin embargo, en una sesión ordinaria, el bloque de UxP llevó varios proyectos referidos al tema sobre tablas, incluido el expediente solicitado por la oposición, que por supuesto naufragó por no contar con los dos tercios de los votos necesarios para admitirlo en el orden del día. Tras lo cual JxC se retiró.

«Nación giraba los fondos y el municipio hacía la obra. No la terminó. Queremos saber por qué, nada más. Transparencia en la gestión», explicó un edil del PRO.

Antes de esto, el jefe de bloque del oficialismo, Nicolás Vilela (Licenciado en Letras y secretario de la UNAHUR), culpó al gobierno de Milei de haber paralizado obras y recursos (aunque reconoció que esto ocurre desde octubre del 2023) y aseguró que JxC no estaba habilitado «moralmente» a opinar del tema porque bajo la administración macrista «no se hizo nada» con el hospital del PAMI de Ituzaingó, el cual no resulta un buen ejemplo para el kirchnerismo, ni mucho menos: Ese proyecto fue denunciado por malversación de fondos, se intentó provincializar sin éxito y, aunque María E. Vidal nunca tuvo nada que ver con la obra, finalmente facilitó recursos al intendente Descalzo para que pudiera mudar la salita municipal de la calle Brandsen a la guardia del Hospital, que ya había sido falsamente inaugurado cuatro años antes.

Eso, en desmedro de los propios candidatos de JxC. Aunque pasaron dos gestiones completas y una pandemia en el medio (entonces lo volvieron a inaugurar por tercera vez) ese hospital (que gracias a un segundo convenio firmado en el final de la gestión macrista depende exclusivamente del PAMI y no del Municipio) no se convirtió en un centro de referencia sanitaria, ni para los jubilados, ni para los vecinos de Ituzaingó, que también siguen yéndose a atender a otras comunas vecinas. Tal como ocurrió con el ex secretario de Cultura de Ituzaingó, Marcelo Charadía, quien fue derivado y murió a la Clínica provincial de Merlo.

El caso Ituzaingó fue emblemático. Tras 20 años de gestión y sin ningún servicio hospitalario para ofrecer, fue el propio Descalzo el que organizó marchas de jubilados hacia el hospital de Brandsen y Roca, meses después de que habían anunciado su apertura. Pocas veces se vio un desparpajo semejante. Por eso ahora JxC quiere ganarle de mano a Selci. Y organiza una marcha al Hospital del PAMI para el miércoles 3 de abril.

Antes buscarán confirmar que la sesión pautada para esa misma mañana se cayó definitivamente, tras el tratamiento de hoy. Entonces también recurrirían a la Justicia, además de demandar explicaciones. En parte, coinciden con Zabaleta, quien se fue el 10 de diciembre y, según Selci, le dejó un mar de fondos por cubrir.